Entradas etiquetadas como Guardianes de la Patria

Ser militar la “única opción” para niños pobres hondureños

Versión para impresiónVersión PDF

Los menores en Honduras, especialmente en las zonas pobres, son inducidos para ingresar a los cuerpos de seguridad del Estado como la mejor opción de tener medios vida.
Tegucigalpa, M.D.C (Conexihon).- La educación militar en Honduras empieza desde la infancia al llevar a las y los niños a los batallones en el “Programa Guardianes de la Patria”, pero además es incentivado a través de las escuelas públicas.
El gobierno hondureño de Juan Orlando Hernández efectuó el sábado 12 de septiembre un desfile escolar por el 194 aniversario de la independencia de la corona Española. No habría ningún problema con el homenaje memoria, si no fuese por la participación de niños vestidos con uniformes de camuflaje del Ejército y llevando un fusil al hombro, como si fueran militares.
Los elementos de la Policía Nacional ingresan a las escuelas para enseñarles a los pequeños de manera subliminal que “usar uniforme es lo máximo” y por ultimo este año abiertamente llevar en los desfiles de las escuelas pelotones con niños y niñas uniformados de moteado, con fusiles en mano y pistolas apuntando al público, puede ser una forma de ir entrenando a los pequeñitos a que su futuro es ser un militar.
Sociedad militarizada
Según destaca el artículo “Honduras: Una sociedad militarizada”, el gobierno sostiene que este programa está diseñado para impedir que niños y jóvenes entre los 5 y los 23 años de edad ingresen a las filas de las pandillas callejeras enfrentadas por el control de sectores enteros de las ciudades más violentas del país.
En pueblos como Cofradía, en las afueras de San Pedro Sula, los militares instalarán castillos inflables y otras formas de entretenimiento para las familias. El ejemplo más prominente de la militarización es la Policía Militar del Orden Público (PMOP), cuyos miembros han tomado las calles desde octubre de 2013. Este contingente parece ser el “hijo predilecto de este gobierno”, según un reportero local de notas sobre el crimen. Actualmente han sido desplegados a lo largo del país unos 3,000 soldados de la PMOP, pero se prevé que este número llegue a 5,000 efectivos este año.
No obstante, las “Organizaciones defensoras de los derechos humanos han criticado al gobierno del presidente hondureño, Juan Orlando Hernández, por el entrenamiento militar a niños pobres en “riesgo social” con el propósito declarado de alejarlos del crimen organizado.
“Nos causa indignación ver que actualmente niños y niñas en edad escolar estén asistiendo a los batallones para recibir ‘formación en valores’, estamos convencidos de que la militarización de la niñez y juventud no es la mejor manera de fomentar y promover valores humanos, cívicos y morales para formar a las y los ciudadanos de nuestro país”, indicó en un comunicado la Organización Humanitaria Casa Alianza.
Se estima que al menos 25 000 niños y niñas catalogados por el gobierno en riesgo social recibirán “formación” a través de Guardianes de la Patria con el objetivo de atender durante tres años a 75 000 menores de edad y jóvenes de 5 a 23 años”.
Directores forzados a “marchar”

Este año, las represalias económicas y las amenazas entre otras causas, han terminado forzando a directoras y directores escolares a desfilar; y a aún más a ponerles uniformes militares a niñas y niños para que los lucieran en los desfiles del 13 de septiembre de este año.
Según confirmó un director de un colegio capitalino, la obligatoriedad de “marchar” el 15 de septiembre estaba estipulada desde inicio de año.
“Aquí nos vinieron a tirar la banda con más de 15 instrumentos, pasamos en estrés constante pensando que se pueden venir a robar esas cosas, más bien, aquí lo que ocupamos son sillas para que los jóvenes se sienten. Traer una banda a un colegio sin sillas es irracional. Pero es la orden que nos han dado todos tienen que marchar”, expresó unos días antes que iniciaran las prácticas.
El Comité Cívico Interinstitucional Permanente de la Secretaría de Educación comunicó que el domingo 6 de septiembre, comenzará la celebración con los jardines de niños, luego el 13, continuarán las escuelas y el martes 15 lo harán los institutos de educación media.
Por su parte, el ministro de Educación Marlon Escoto anunció la participación al menos 71 colegios, de los cuales 49 son no gubernamentales y 22 gubernamentales, distribuidos en los 15 distritos educativos de la capital hondureña.
Paralelo a la participación de estudiantes, unos 2,000 efectivos policiales de la Policía Nacional y un número similar del Ejército estarán desplegados en Tegucigalpa para lograr esta finalidad, según Sauceda, y añadió que, a nivel nacional, esa institución movilizará unos 12 mil agentes.
Oportunidad en la adolescencia
El limitado acceso a  la educación se refleja en las cifras oficiales, solo seis de cada diez adolescentes cuentan con la oportunidad de ingresar a un centro educativo.
Debido al alto costo de la vida se ven obligados a conseguir un empleo, lo que los excluye de optar a educarse, comienzan a trabajar antes de cumplir los 15 años, son víctimas de violencia y se vuelven agresores activos lo que impide que se desarrollen de manera integral y limiten su construcción ciudadana con principios y valores morales, cita el Informe de Desarrollo Humano de Honduras 2008-2009.
La exposición a la violencia es brutal, durante julio, los medios de comunicación escritos del país reportaron la muerte en forma violenta de 261 personas, lo que representa una cifra de 9 muertes violentas diarias. Del total de las muertes, 238 fueron del sexo masculino, 23 del sexo femenino, 118 casos corresponden a niños, niñas y jóvenes menores de 30 años, representando el 45% de las víctimas. Los casos reportados son jóvenes.
Anuncios

, , , ,

Deja un comentario

Resurge debate de reinstaurar servicio militar obligatorio, tras muertes de figuras mediáticas


  • Domingo, 12 Abril 2015 01:25

Resurge debate de reinstaurar servicio militar obligatorio, tras muertes de figuras mediáticas

Autor del artículo: Especial Proceso Digital
Tegucigalpa – Ante la ola de crímenes, principalmente los de gran impacto, resurge el debate de volver a reactivar el servicio militar obligatorio, ya que las pandillas y el crimen organizado están reclutando a niños y jóvenes que luego se convierten en asesinos, señalan algunos expertos en temas de seguridad.
+Actualmente, las FFAA desarrollan el programa “Guardianes de la Patria”, pero analistas consideran que no es suficiente.
+Según el ex jefe de las FFAA, René Osorio, la abolición del servicio militar obligatorio, es la causa de la descomposición social que existe en el país.
Uno de los que argumenta que es necesario retornar al servicio militar obligatorio es el ex comisionado del sistema penitenciario, José Augusto Ávila, quien también considera que debe aprobarse un desarme general sin excepciones y asumir un absoluto control sobre las compañías de seguridad privada, ya que de lo contrario la ola criminal continuará porque el crimen organizado está reclutando a los jóvenes.
Tres medidas necesarias
desarme general de armas“Definitivamente, aunque el gobierno dice que ha controlado la criminalidad, es necesario que el Congreso Nacional, apruebe un decreto para un desarme general, pero para todo mundo, nada de decir que yo soy banquero, que yo soy comerciante, que yo tengo una hacienda, nadie, absolutamente nadie, debe andar con armas, solamente el Ejército y la Policía, nadie más”, arguyó.
Asimismo, el profesional del derecho considera que es necesario volver a reactivar el servicio militar obligatorio porque los grupos irregulares, maras o pandillas, están reclutando a los jóvenes en los colegios y escuelas.
En ese sentido, se pregunta que si esos jóvenes están siendo reclutados por las maras y el crimen organizado, por qué el Ejército no puede rescatar a esas personas yendo un paso adelante en comparación con la criminalidad.
Argumentó que en las Fuerzas Armadas se les inculcan principios, buena conducta, amabilidad; son el futuro de la patria y deben ser disciplinados.
La abolición del servicio militar obligatorio, considera que fue un error y una demagogia y debido a ello, se disparó la criminalidad y la proliferación de las pandillas.
Respecto a ejercer una mayor vigilancia sobre las agencias o compañías de seguridad privada, indicó que esa medida es porque esas empresas son las que tienen un control sobre las cámaras que funcionan dentro y fuera de las instituciones bancarias y financieras.
“Saben quiénes entran y quiénes salen y con cuánto dinero porque lo hacen a través de cámaras de seguridad; esa gente está oculta, sólo está viendo, por qué no puede avisarle a alguien que va un fulano ahí en un carro y lleva tanto; entonces no se sabe quiénes operan esas cámaras”, expuso Ávila.
Sociedad enferma
secretario-de-turismo-reinaSin embargo, para analistas como el abogado Raúl Pineda Alvarado, siempre que en Honduras ocurren crímenes de alto impacto, surge un catálogo de propuestas que incluyen la aplicación de la pena de muerte, la reducción de edad punible y otras como las expuestas por Ávila.
Considera que ninguna de ellas representa una solución al problema, ya que en países similares a Honduras donde se han aplicado tampoco han dado resultados, pues el problema que enfrenta este país centroamericano se deriva de una crisis social propia de una sociedad enferma.
En ese sentido, cree que ese problema social debe ser abordado mediante una estrategia multidimensional, ya que las leyes, reglamentos y los controles solamente son fetiches y palabras con las que se cree que se va a combatir el crimen y la violencia.
“Si no se parte de un verdadero estudio, que en Honduras todavía no se ha hecho, no se pueden determinar las causas reales de una pesadilla que significa una violencia irracional y sin control y nos pone a vivir un régimen de auto defensa”, comentó.
essrme-genersl
Agregó que en Honduras existe un derecho penal simbólico, donde se toman acciones desesperadas y los resultados son ciertamente muy modestos.
Expuso que volver al servicio militar obligatorio significaría que los criminales ahora tendrían acceso a armas y a entrenamiento técnico sobre el manejo de las mismas y por el contrario, considera que la criminalidad llegó a crecer más bien porque muchos hondureños han tenido directa o indirectamente una formación militar.
Sobre el control a las empresas de seguridad privada, considera que las cámaras son más bien un aliado para tratar de esclarecer los crímenes y no son las responsables de la perpetración de los mismos, sino que los culpables son los delincuentes.
Asimismo, cree que un desarme general solo va a hacer más vulnerable a los honrados porque en Honduras los únicos que cumplen las leyes son los buenos ciudadanos como los que hacen fila para reclamar las placas en el Instituto de la Propiedad, mientras que el delincuente anda en un carro sin placas o el ciudadano que también hace fila para tramitar el permiso para la tenencia de armas, pero el delincuente no reconoce la existencia del gobierno ni la ley.
tenencia-de-armasEn ese sentido, reiteró que Honduras tiene un derecho penal simbólico y si se suspende la tenencia de armas, lo que va a suceder es que la población honrada va a quedar más vulnerable porque los criminales no van a hacer el caso a esa medida.
Es por eso que considera que primero se deben identificar científicamente las causas de la criminalidad y tomar medidas como equipar mejor a la Policía, ya que con la creación de la Agencia Técnica de Investigación Criminal (Atic), que iba a investigar los crímenes de alto impacto, no se han percibido los resultados y los agentes de la Dirección Nacional de Investigación Criminal (DGIC) son vistos en la escena del crimen recogiendo evidencias.
“No veo que la lucha contra la delincuencia esté siendo manejada por verdaderos expertos y en Honduras hay personas que opinan de cosas que no conocen sobre un tema tan complejo y difícil que requiere de análisis multidisciplinarios que desafortunadamente existen muy pocos en el país”, señaló.
Rol de la iglesia
solorzanoPara el presidente de la Confraternidad Evangélica de Honduras, pastor Alberto Solórzano, lo que se está viendo en Honduras, refleja lo mal que está el interior de los individuos.
“Cuando el individuo en su interior no está en paz y no está en comunión con Dios, el ser humano se desborda en el alcohol, las drogas, el robo, en el crimen, o llevando un desorden en su vida sexual”, cuestionó.
Consideró que la iglesia tiene un rol que ha tenido siempre y que se refiere a la denuncia y la sociedad debe trabajar toda en conjunto para evitar que estén llegando mensajes que transmiten violencia y que van sembrando desde la niñez esa semilla de lo malo.
Añadió que la iglesia tiene también la misión de llevar el mensaje para que el individuo que internamente no tiene las condiciones espirituales que debe tener, se encuentre con Dios y pueda cambiar internamente.

, , ,

Deja un comentario

Honduran army races gangs to reach child trash-pickers

AFP

Tegucigalpa (AFP) – Fourteen-year-old Cristian competes with stray dogs, scavenging birds and hundreds of other trash-pickers for food at a Honduran dump, but when the army offers him a square meal, he warily declines.

Colonel Elvin Corea, whose uniform stands out against the rotting piles of garbage at the Tegucigalpa dump, says the teenager is probably scared of being targeted by one of Honduras’s notoriously violent gangs if he takes part in “Guardians of the Nation,” a controversial army program to steer at-risk youth away from drugs and crime.

“Signing them up is getting difficult. The youngsters don’t want to participate because the gangsters threaten them,” said Corea, who heads the program in the capital.

“The gangs feel threatened because the program cuts into their recruitment.”

When the program first launched at the dump, where the gangs have a tight grip, police had to provide protection for families that enrolled their children, Corea said.

The gangs are not the only ones who dislike the program. Rights groups say the army should not be trying to fill social policy gaps left by the government.

But Corea aims to sign up 25,000 youths each year — an ambitious target in this small Central American country of eight million people.

Cristian — who is wearing a dirty Barcelona jersey, torn pants and the shreds of some old sneakers — goes back to eating a piece of bread, apparently undisturbed by his fetid surroundings.

Like him, other young trash-pickers shyly decline the colonel’s offer to join the program, or nervously avoid the soldiers fanning out across the dump.

Corea manages to find one recruit — a smiling, skinny 14-year-old who calls himself “El Pocho.”

He piles into one of the army trucks in Corea’s convoy and is driven off with 86 other 10- to 18-year-olds picked up in poor neighborhoods around the capital.

Like El Salvador and Guatemala, Honduras has been badly shaken by drug gangs that emerged in Los Angeles in the 1980s.

The gangs, or “maras,” arrived in Central America when the United States deported thousands of immigrants who had fled north to escape the civil wars that gripped the region in the 1980s and 1990s.

– Government ‘failing children’ –

Gangs like Mara Salvatrucha and Barrio 18 are known for running the drug trade with gruesome violence, sporting full-body tattoos and subjecting new recruits to bloody initiation rituals that sometimes include killing a rival.

The gangs have an estimated 100,000 members in the three countries and are constantly recruiting.

Gang violence has given Honduras the world’s highest homicide rate, at 90.4 per 100,000 inhabitants in 2012.

At an army base in the capital, the young “Guardians” participants are told to take a seat on the ground beneath some pine trees.

A young evangelical Christian tells them how his “encounter with God” changed his life after he fell in with a crowd of drug addicts and was nearly shot on three different occasions.

The recruits then get breakfast before another series of talks on subjects including employment prospects and sexually transmitted diseases.

Participants attend such sessions every Saturday for three months.

The program was launched in 2000 at a base in the north of the country but gained momentum when conservative President Juan Orlando Hernandez took office last year.

It has now been extended to more than 40 military units across the country.

But the criticism has also increased.

“A state does this when it has failed in its responsibilities to help children. Instead of designing a strategy to help them, it has created a program within the framework of military strategy,” said Bertha Oliva, coordinator of a rights group called Cofadeh.

Scavengers at the dump meanwhile say the chances of a better future are slim.

“I’m 49 years old and I’ve been coming here since I was 14. We have to live on something. I’m not going to let my four kids die of hunger,” said Santos Sanchez as he picked up cans and bottles to take to a recycling center.

Fuente: https://news.yahoo.com/honduran-army-races-gangs-reach-child-trash-pickers-111222890.html

, , , ,

Deja un comentario

Guardianes de la Patria inculcará valores a niños de zonas conflictivas

01 Mar 2015 / 10:35 PM / Diana Mejía

El programa inició en La Ceiba con 220 menores de edad.

Los menores en La Ceiba participaron en las primeras actividades. Foto: Esaú Ocampo.
Los menores en La Ceiba participaron en las primeras actividades. Foto: Esaú Ocampo.

La Ceiba, Honduras.

En la base de la Fuerza Aérea Héctor Caraccioli Moncada, de este municipio, inició la primera etapa del programa gubernamental Guardianes de la Patria con la participación de unos 220 niños y niñas.

El coronel Julio César Hérnandez señaló que se trata de un programa que se ha venido desarrollando desde hace varios años con el objetivo de ayudar a menores en zonas conflictivas.

“Nos enfocamos en constituir una ayuda adicional a los padres de familia, a familiares y a la sociedad en sí para que los niños que puedan estar en algún tipo de riesgo social tengan la oportunidad de conocer otro ambiente”, expresó.

El encargado señaló que, además, se trata de que alguien les enseñe a resaltar los valores que tienen como seres humanos, que son individuales y universales para que cuando los niños crezcan puedan tener una idea de un proyecto de vida y que sepan que son importantes para sus hogares, para la sociedad y para el país.

El primer paso de los encargados fue ubicar un centro educativo y socializaron con los padres de familia y los profesores para que cada sábado por la mañana compartieran con ellos mientras reciben instrucción de maestros, líderes religiosos y sicólogos que les ayuden a moldear su carácter.

“A veces lo que necesitan es una orientación profesional para desarrollar el potencial que llevan dentro y ese es el principal objetivo de estas jornadas”, indicó.

Personal de la Fuerza Aérea se involucra en las clases, pero también reciben ayuda de voluntarios de la sociedad civil. Entre las actividades que realizan también están algunas al aire libre, de orientación, autoestima, autoconocimiento y de aprendizaje de valores. En los predios de la base aérea se llevan a cabo todas las tareas con las que los menores también se divierten.

Fuente: http://www.laprensa.hn/honduras/816217-410/guardianes-de-la-patria-inculcar%C3%A1-valores-a-ni%C3%B1os-de-zonas-conflictivas

, ,

Deja un comentario

Éxodo infantil, militarización y la Alianza para la Prosperidad en el triángulo de la muerte

Cuando a finales del mes de abril del año pasado, sonó la alarma sobre el cierre de varias aulas escolares en las comunidades Garífunas de la Bahía de Tela, ya desde semanas atrás se rumoraba la existencia de buses que partían repletos como excursiones hacia la frontera de Guatemala, sin que viajero alguno retornara. Para el mes de junio aseguraban que en la oficina de Migración de La Ceiba expedían los pasaportes a los menores de edad y el trámite incluía el coyote encargado de entregar la “mercancía” a los agentes migratorios estadounidenses.

A finales del 2013, el radioperiódico Garífuna trasmitido de boca en boca, señalaba que en la frontera estadounidense las madres al arribabar con sus vástagos, no eran detenidas por el ICE (Servicio de Inmigración y Control de Aduanas de los Estados Unidos) y automáticamente se les iniciaba un proceso de legalización.

La distorsión de la Ley DACA, creada por la administración Obama para apoyar a los denominados “Dreamers”, y la explotación de su reinterpretación por parte del crimen organizado, dio lugar a la “cruzada de los niños” en el siglo XXI, al estilo de aquel nefasto capítulo de la historia medieval, cuando miles de infantes de todos los confines de Europa concurrieron al mediterráneo para lograr llegar a “tierra santa”, y en vez de cumplir el sueño mesiánico, fueron vendidos como esclavos por mercaderes sin escrúpulos.

El narco estado y la militarización de la infancia.

A medida que el crimen organizado terminó de incrustarse en el Estado a través de las cuestionadas elecciones de noviembre de 2013, apoderándose de alcaldías y curules legislativos, el éxodo de menores de edad inició su auge. Mientras la estampida fue adquiriendo dimensiones apocalípticas, la administración del Sr. Juan Hernández reinauguraba en el mes de marzo del 2014 el programa conocido como “Guardianes de la Patria”, el que según la versión oficial, cada sábado mas de 25 mil niños recibirían “formación cívico religiosa que les permitiría ir formando el sentimiento de amor por Honduras”.

Varias organizaciones de la sociedad civil denunciaron el programa de “Guardianes de la Patria¨ como un programa político militar impulsado por las Fuerzas Armadas y dirigido a los extractos sociales mas marginados del país, dando énfasis en un adiestramiento militar, acompañado de algunas prebendas.

“Guardianes de la Patria” se viene implementando desde el año 2010, entre menores de edad y jóvenes entre los 10 a 23 años de edad que habitan en barrios marginales y son considerados como población “en peligro de desviar sus vidas”. El Sr. Carlos Del Cid, Coordinador del programa de Derechos Humanos de Niñez y Adolescencia del Comisionado Nacional de Derechos Humanos, realizó un informe por el cual fue despedido horas después de haberlo presentado.

La alarma tardía y la complicidad de estados y crimen organizado

Es para el inicios del mes de junio del año pasado, cuando los medios de comunicación alternativos en el extranjero, comenzaron a denunciar el imparable éxodo de menores de edad provenientes de los países integrantes del denominado triángulo de la muerte (Honduras, El Salvador y Guatemala), quienes arribaron a la frontera de Estados Unidos muchos de ellos sin acompañante alguno. En medio de la oleada, resaltaba el abundante número de mujeres jóvenes Garífunas emigrando con sus hijos.

El portal del US. Customs and Border Patrol señala que en el año 2014 arribaron 18,244 menores de edad hondureños sin acompañante alguno a los Estados Unidos, en el caso de las unidades familiares hondureñas arrestadas ascendió a 2074 entre octubre 1 del 2014 al 31 de enero del 2015.

Las apabullantes cifras demuestran que el éxodo contó con la complicidad de los estados integrantes del triángulo de la muerte, los cuales desistieron de ejercer un control sobre las fronteras, aumentando su porosidad e incluso cooperando con la estampidas de jóvenes y menores de edad, con el posible trasfondo político de entorpecer cualquier reforma migratoria.

Buena parte de los menores de edad arrestados en los Estados Unidos señalaron la violencia y pobreza económica como catalizadores de la estampida. Los países integrantes del triángulo de la muerte han llegado a niveles inverosímiles de homicidios al mismo tiempo que las economías han colapsado, siendo las empresas más solventes aquellas que giran alrededor de las estructuras económicas manejadas por el crimen organizado.

La Alianza para la Prosperidad, los mismos de siempre y el fantasma del colapso judicial

En noviembre del año pasado, los mandatarios de los países del triángulo de la muerte presentaron a Barack Obama, la iniciativa tripartita conocida como “La Alianza para la Prosperidad”. El documento fue elaborado por el Banco Interamericano de Desarrollo (BID), y se supone que servirá para el inicio de un despegue económico acompañado de un incremento de la seguridad.

Cabe señalar al BID como el ente financiero regional que se ha encargado en las últimas décadas en compañía del Banco Mundial (BM) de rectorar las endebles economías de nuestros países. El modelo económico excluyente que ha sido propulsado por los tecnocracias del BID y el BM han facilitado el enriquecimiento de las elites de poder locales, las cuales se han beneficiado de la crisis económica mundial del 2008, como también del establecimiento de la economía paralela creada por el narcotráfico, paulatinamente insertada en las economías locales, convirtiéndose en ciertas zonas al narco como los gestores de empleo, además de proporcionar el exiguo gasto social existente.

Por supuesto que la generación de empleo es un imperativo. No obstante la experiencia con el BID demuestra que la generación de riqueza para el grupúsculo de la elite política empresarial, únicamente ha generado mayor pobreza y miseria a nuestros pueblos. El Coeficiente de Gini en el triangulo de la muerte indica una desproporcionada acumulación de capital en manos de algunas familias feudales, mientras la gran mayoría está sumida en la miseria

Buena parte de la inversión de la Alianza para la Prosperidad, se encuentra dirigida a infraestructura contemplada en el plan Puebla Panamá, alias Proyecto Mesoamérica. La creación de corredores logísticos, la interconexión eléctrica y los cientos de represas hidroeléctricas desde hace más de una década forman parte de la narrativa de “desarrollo” que promueve el BID.

Otro de los componentes incluidos es “Mejorar la seguridad ciudadana y el acceso a la justicia”. Basta recordar el fracasado multimillonario proyecto promovido por el BID, denominado Proyecto de Paz y Convivencia Ciudadana, con un costo de $22 millones, y el que no tuvo ningún resultado, mas allá de proveer jugosas consultorías y haber creado un sinnúmero de ilusiones a nivel de barrios marginales de San Pedro Sula; ciudad que ocupa durante los últimos cuatro años, el degradante primer lugar entre las urbes más violentas del planeta.

Casualmente el BID ha sido el promotor de la supuesta reforma judicial emprendida en los últimos años en América Latina. En Honduras el fracaso en el sistema de justicia ha llegado al extremo de que el 96% de los homicidios permanecen en la impunidad. Desde el colapso de la Policía Nacional hasta el golpe a la Corte de lo Constitucional han servido como caldo de cultivo tanto de la violencia como de la putrefacción en la aplicación de justicia.

Existe como antecedente la Alianza para la Seguridad y la Prosperidad de América del Norte, creada en Waco, Texas en el año 2005. Basta recordar la tragedia que vive México con su abismal deterioro en materia de derechos humanos y la cruenta falsa guerra contra las drogas, que ha tornado a ese país en un infierno similar al que se padece en Honduras.

Los buitres del CEAL y su avalancha sobre los fondos

El próximo jueves se efectuará en el Indura Beach en la bahía de Tela, una reunión que incluye mandatarios, funcionarios del BID y los promotores del golpe de estado en Honduras congregados bajo el Consejo Empresarial de América Latina. Los fondos de la Alianza para la Prosperidad han despertado un enorme interés entre los autores intelectuales del desastre que ha impulsado a miles de menores de edad a huir de la violencia y la pobreza que han diseñado los tecnócratas del BID para el beneficio de unos cuantos supuestos empresarios.

Basta recordar que Tornabe, la comunidad contigua al Indura y la cual perdió buena parte de su hábitat funcional para la construcción del emporio turístico, fue una de las mas afectadas por el éxodo infantil, y buena parte de su juventud se encuentra desempleada, tras haber sido ilusionados de que algún día obtendrían trabajo en el infame proyecto que aparte de haber generado la pérdida del territorio de la comunidad, también se convirtió uno de los mayores ecocidios de Honduras y para colmo nunca les proporcionó trabajo.

El senador estadounidense Patrick Leahy en una reciente declaración en relación a la Alianza para la Proesperidad, señaló que “En América Central, tras décadas de oligarquías corruptas, guerras civiles y escuadrones de la muerte, los gobiernos han desperdiciado las últimas dos décadas. La pobreza, la violencia, el crimen organizado y la corrupción están ahora muy arraigadas y extendidas”. Casualmente los que convocan al cónclave de aves rapaces para mañana en la Bahía de Tela, forman parte de aquellos buitres que le han sacado las entrañas al pueblo hondureño con el respaldo político de la ultraderecha estadounidense.

Sambo Creek, 25 de Febrero del 2015

Organización Fraternal Negra Hondureña, OFRANEH

Fuente: https://ofraneh.wordpress.com/2015/02/25/exodo-infantil-militarizacion-y-la-alianza-para-la-prosperidad-en-el-triangulo-de-la-muerte/

, , , , , , , ,

Deja un comentario

Militares hondureños pretenden reemplazar a los padres ‘ausentes’ con la focalización del programa los niños en situación de riesgo

 

Versión para impresiónVersión PDF

Un niño sostiene una ametralladora en un ejército hondureño reposar en un barrio de bajos ingresos durante un evento en Tegucigalpa, el 22 de febrero de 2014.
Las actividades por parte del Ejército de Honduras estaban destinadas a acercarse a la comunidad en una zona plagada de pandillas la violencia.
Fotografía: Orlando Sierra / AFP
Texto: George Rodríguez, Tico Times
Tegucigalpa, Honduras (Conexihon).- El establecimiento militar hondureño dice que los padres no están cumpliendo con su papel en la enseñanza de los niños los valores esenciales y principios rectores. Por lo tanto, las Fuerzas Armadas de Honduras (FAH) – que durante los regímenes militares de la Guerra Fría se llamó “Las Gloriosas Fuerzas Armadas”, o simplemente”Las Gloriosas” – se acercó con un programa llamado “Guardianes de la Patria”, o “Guardianes de la Patria “. El programa se dirige niños de 5-15 años de edad.
Su población objetivo está formada por unos 25.000 niños y adolescentes de bajos ingresos, las comunidades densamente pobladas en toda la nación centroamericana, uno de los países de la región que muestra algunas de las cifras socioeconómicas más críticos.
Lanzado en marzo de 2014, las autoridades gubernamentales y militares afirman que la iniciativa no está dirigido a la larga elaboración de los jóvenes en situación de vulnerabilidad social, sino más bien para mantenerlos alejados de la delincuencia organizada y las maras o pandillas juveniles. En el lado opuesto de la emisión, los grupos de derechos humanos dicen que el programa viola los derechos de los más jóvenes, y están exigiendo el fin de la misma.
De acuerdo con información publicada por Honduras ‘ Secretaría de Defensa Nacional(SDN), unidades militares llevan a cabo sesiones de entrenamiento de ocho horas los sábados para los menores que viven en las comunidades cercanas.
El programa incluye la capacitación de instructores voluntarios, y garantiza los fondos para el transporte de los niños hacia y desde las unidades, materiales educativos, refrigerios y el almuerzo, y la seguridad de cada alumno.
Los niños tienen rifles a un ejército hondureño se paran en un barrio de bajos ingresos durante un evento en Tegucigalpa, el 22 de febrero de 2014. Orlando Sierra / AFP

Los niños “aprenden acerca de la conducta que fortalecerá los próximos años de su vida, para que tomen decisiones personales sobre la base de la conducta moral y los principios éticos que garanticen una mejor calidad de los jóvenes en la sociedad”, dice la SDN.

“Los menores cumplen con los requisitos de puntualidad, participación permanente, y la aplicación de los conocimientos que ellos se convierten en guardianes de la Patria,” sitio estados de la SDN. Los niños también adquieren “el conocimiento y la conducta con principios morales, éticos, espirituales y cívicos que fomentan en cada uno el orgullo en el país”, añade.
‘Cívica y la formación religiosa’
El año pasado, el presidente hondureño, Juan Orlando Hernández lanzó el programa durante un acto celebrado en el primer Batallón de Infantería de Campo de Parada Marte en la localidad de Las Tapias, en las afueras de Tegucigalpa.
“Hoy inauguramos … la primera fase de este programa de prevención”, dijo el 29 de marzo de 2014, y agregó que, “todos los sábados, más de 25.000 niños en todo el país recibirán formación cívica y religiosa que les permita desarrollar un sentimiento de amor por Honduras “.
Casi un mes después, el jefe de los planes, políticas y programas en las Fuerzas Armadas de Jefes de Estado Mayor, el coronel Gustavo Adolfo Amador Conjunto, declaró que los objetivos del programa “específicamente niños en situación de riesgo social y que no tienen acceso a la educación formal.”
“Los intereses del niño están involucrados”, y “los beneficiarios son niños prácticamente viven en tugurios, sin acceso a la escuela y que no tienen padres que les proporcione con la familia y el apoyo.” “Ellos reciben educación formal y no formal, tales como talleres, conferencias, educación cristiana, la formación en el trabajo técnico, entrenamiento físico, el deporte y las actividades recreativas, según grupos de edad”, explicó, y agregó que hay una “escuela para padres y las madres “, así.
Los niños también “adquirir conocimiento de la Biblia, los valores y principios cristianos, el respeto a los lugares de Dios, y la importancia de pertenecer a una iglesia.” Amador dijo que “la mayor parte del público” favorece la iniciativa, y subrayó que “no hay uso de armas, que los niños ni siquiera se ven, porque la superficie que vaya a es las instalaciones militares [‘] área social.”  Agregó que, “no hay ninguna enseñanza vinculada a la orientación militar.”
‘No estamos militarizando; estamos entrenando ‘
Según el portavoz de las Fuerzas Armadas, José Antonio Sánchez, “estamos ni militarización ni jóvenes de redacción. Estamos entrenando a ellos “. Los participantes están en un “alto riesgo” de caer en las manos del crimen organizado, dijo.
Soldados del Ejército hondureño asignados al Orden Público de la Policía Militar unidad de perforación en el segundo Batallón de Infantería, 25 km al norte de Tegucigalpa, el 6 de septiembre de 2013. Se creó la fuerza para combatir las pandillas y el crimen rampante. Orlando Sierra / AFP

En su 16 de mayo, la emisión de 2014, la Universidad Nacional Autónoma de Honduras ‘periódico, Presencia Universitaria, publicó un artículo titulado, “movimiento mundial solicitudes infancia de’ programa Guardianes de la Patria” revisar “.

Inmediatamente debajo del título y la firma de la historia, el documento lleva una fotografía que muestra el personal militar que supervisan niños que llevan a cabo un ejercicio de tipo militar. En la imagen, dos de los niños se arrastran bajo una estructura de alambre de púas a escasos centímetros por encima del suelo, como ver otros menores de edad en el fondo.
Los medios locales también han ilustrado las historias en el programa, con fotografías de niños que se colocan en formación militar en las instalaciones FAH, acompañado por personal uniformado. En su artículo, Presencia Universitaria informó que, “el Movimiento Mundial por la Infancia de Latinoamérica y el Caribe [Movimiento Mundial por la Infancia en América Latina y el Caribe, la MMI-LAC] pidió al gobierno de Honduras para revisar el programa.”
El MMI-LAC cree que “las nuevas oportunidades se deben promover para los niños, niñas y adolescentes en situación de riesgo social”, señaló la historia.
El 26 de abril de 2014, la Coordinadora de Instituciones Privadas Pro las Niñas, Niños, Adolescentes, Jóvenes Y Sus Derechos (COIPRODEN), grupo de defensa de los derechos del niño, advirtió que el programa viola los derechos de los menores, y exigió al presidente acabar con ella.
En una conferencia de prensa, las ONG de derechos humanos pidieron a Hernández y los militares para “suspender inmediatamente el programa.”
COIPRODEN también instó a las autoridades “, en lugar de invertir recursos en las Fuerzas Armadas para estos fines, para transferir el presupuesto de las instituciones del Estado cuya misión es cuidar de los niños y adolescentes vulnerables con el fin de satisfacer sus necesidades técnicas y financieras.”
Dos días más tarde en el programa de debate televisivo “Frente a Frente”, director COIPRODEN Wilmer Vásquez dijo que “con este programa, se desvía la atención que debe centrarse en las instituciones que tienen la responsabilidad real [de cuidar a los niños en riesgo] en este país “.
El programa de la militar “tiene un trasfondo político,” cargado Vásquez, quien ha añadido que, “Yo creo que han fallado en su estrategia para atraer a los jóvenes para el servicio militar.”
La iniciativa “expone los niños y niñas a una cultura de las armas que tiene un objetivo político-militar”, dijo. /Fuente: http://www.ticotimes.net/2015/01/23/honduran-military-aims-to-fill-in-for-absent-parents-with-program-targeting-at-risk-kids

, ,

Deja un comentario

Niños: ¿Guardianes de la patria a rango constitucional?

2015-02-03

Honduras

Javier Suazo

Clasificado en: Politica, DerechosHumanos, Militar, Social, Ninez, Violencia,
Disponible en:   Español       

 

 

“Los niños o niñas son guardianes de la patria o la patria debe guardarlos a ellos”
Wilmer Vásquez/Director de Coiprodem
 
El gobierno de la República, la prensa mediática y las FFAA de Honduras celebran los grandes éxitos del programa guardianes de la patria. Un programa creado con el propósito supuesto de arrebatarles los niños y niñas de los basureros, barrios y colonias marginales de Tegucigalpa y  zonas aledañas, a las maras y pandillas que son las responsables de las muertes violentas, tráfico de drogas y de infantes a los cuales prostituyen y venden como cualquier mercancía.
Se trata de formar a los niños y niñas en la disciplina militar y el trabajo (¿la jornada de trabajo efectiva de los soldados y policías es una de las más cortas?), formación en valores morales y éticos, la instrucción y capacitación en oficios para que trabajen y en la defensa de la patria si es amenazada por las fuerzas del mal: léase socialismo. Nada de enseñarles a manejar armas ya que las actividades se realizan en las zonas sociales y recreativas de los batallones del Ejército, justifica el Coronel Gustavo Adolfo Amador Fúnez, Coordinador del Programa.
Se argumenta por voceros de las FFAA que el programa superó la meta de 25,000 niños, niñas y jóvenes, por lo que se hace necesario una nueva convocatoria que ya inició. Se presentan testimonios de niños, niñas y jóvenes que utilizan camisetas con un soldado y una bandera en el pecho, lo cuales han aprendido varios oficios y valores que no se les enseña en los barrios y colonias donde viven; igual, destacan testimonios de padres y madres que observan como sus hijos e hijas han mejorado el rendimiento escolar y sus habilidades para el trabajo.
En el otro extremo, este espejismo de muy corto plazo (¿transformar una realidad en cuatro meses?) muestra cifras alarmantes. Según Casa Alianza, una Organización no Gubernamental (ONG) que trabaja con menores infractores, en 2014 fueron deportados 9,000 niños y niñas de  EEUU y 14,000 son vagabundos en ese país; más de 17,000 viven de la mendicidad en Honduras sin que exista una institución que se responsabilice de este flagelo social. Uno de los incentivos del programa es que les brinda la comida a los padres e hijos, pero la debilidad es que no existe continuidad de las acciones ya graduados, por lo que son de nuevo tentados por la delincuencia común que vive y convive en dichos barrios e incluso conversa con ellos acerca de los logros del programa.
El año pasado, según Casa Alianza, fueron ejecutados 1,031 niños y niñas, cifra mayor a 2013 que fue de 1,013 ejecuciones, sin que exista una acción (¿no digamos una política pública?) conjunta del gobierno con organizaciones de la sociedad civil para detener estas ejecuciones al interior de los barrios y colonias con el concurso de los padres de familia y organizaciones sociales y religiosas. Más bien, ello contrasta con la poca efectividad de los programas de compensación social como el bono diez mil, la entrega de bienes materiales (merienda escolar, mochilas, zapatos, alimentos) a las familias en riesgo social, y abandono de las instituciones públicas responsables de la atención de la niñez y juventudes de Honduras.
Se sabe, más allá de las cifras del gobierno sobre la reducción de las tasas de homicidios, cuestionadas por organizaciones de Naciones Unidades, que San Pedro Sula es la ciudad más violenta de Latinoamérica, y Tegucigalpa se ubica en el quinto lugar. La militarización de la sociedad es la solución planteada por el gobierno, lo que deja muy poco margen y recursos de presupuesto para inundar los barrios y colonias de estas ciudades con proyectos culturales y desarrollo de habilidades de los niños (as) y jóvenes en la pintura, canto, poseía, teatro y música. Una estrategia que penetre el tejido social, donde los militares se constituyan en garantes de la ejecución de dichos proyectos con los profesores de la UNAH, Escuela de Bellas Artes y grupos de teatro como Bambú, y las propias familias.
Este programa de Guardianes de la Patria, al igual que el de protección del bosque y control de incendios forestales, resta recursos a las instituciones públicas con competencias en este campo, por lo que pueden desaparecer tal como se sugirió a inicios del gobierno con el Instituto Hondureño de Conservación Forestal (ICF), y sucede en la actualidad con el Instituto Hondureña de la Niñez e Infancia (IHNFA). En esta carrera loca para aplicar el credo neoliberal de menor Estado y más mercado, se está afectando la institucionalidad pública a favor del desarrollo de la niñez y juventud, que más temprano que tarde nos pasará la factura.
Hay interés en las FFAA porque este programa sea permanente. El gobierno está recogiendo firmas para que el Congreso de la Republica autorice al Tribunal Nacional de Elecciones la colación de una Cuarta Urna en las elecciones de 2017, para que la población se manifieste si está a favor o en contra de elevar a rango constitucional la Policía Militar de Orden Público (PMOP), por lo que no es de extrañar que se solicite también incorporar otra pregunta que diga ¿Está usted de acuerdo en elevar a rango constitucional del programa guardianes de la patria? En caso que el Congreso de la República lo apruebe, que la virgencita de Suyapa nos perdone este pecado moral.
Tegucigalpa, DC, 3 de febrero de 2015

http://alainet.org/active/80597&lang=es

Fuente: http://alainet.org/active/80597&lang=es

, , ,

Deja un comentario

Alerta: Policía hondureña encubre intimidación y atentado contra defensores de la niñez

 

La organización defensora de derechos de la niñez hondureña, Coiprodeh, ha denunciado que el fallido atentado contra su compañera Doris García, tendría vinculación con las permanentes denuncias que ha realizado en el plano nacional e internacional de graves violaciones de derechos humanos en Honduras.

El coordinador de Coiproden, Wilmer Vásquez (foto), denunció que a la 1:00 de la madrugada del 20 de diciembre pasado salían de la cena navideña en sus oficinas de la colonia Humuya cuando hallaron un artefacto con 24 clavos de acero, colocado en la llanta delantera del vehículo de la coordinadora de Incidencia Política, Doris García.

Edición Central / EL LIBERTADOR

Tegucigalpa. El Comité por la Libre Expresión (C-Libre), ha emitido una alerta debido a que la policía aún no investiga el atentado que “pretendió acabar con la vida” de una de las integrantes de la Coordinadora de Instituciones Privadas pro las Niñas, Niños, Adolescentes, Jóvenes y sus Derechos (Coiproden), ocurrido hace tres días en Tegucigalpa, Honduras.

El coordinador de la organización no gubernamental, Coiproden, Wilmer Vásquez, denunció, por medio de C-Libre, que a la 1:00 de la madrugada del 20 de diciembre salían de la Cena Navideña en sus oficinas de la colonia Humuya y encontraron un artefacto con 24 clavos de acero, situado en la llanta delantera del vehículo de la coordinadora de Incidencia Política, Doris García.

“Estamos celebrando la cena navideña en nuestras oficinas y con esto han pretendido atentar contra nuestras vidas en este momento, ubicándolo en nuestros vehículos. Es algo fabricado con 24 clavos de acero. Lo denunciamos públicamente porque no es algo común”, expresó Vásquez en las redes sociales un momento después del hecho.

Antes de iniciar su trabajo en Coiproden, García fue directora del estatal Instituto Hondureño de la Niñez y la Familia (Ihnfa) durante el gobierno del presidente Manuel Zelaya Rosales (2006-2009), además en la campaña política pasada fue asistente de la candidata del partido Libertad y Refundación (Libre), Xiomara Castro.

OMISIÓN POLICIAL
“Yo mandé una fotografía de este artefacto a un comisionado con el que había hablado como a las 9:00 de la noche (del 19 de diciembre). Habíamos hablado porque le pedimos seguridad ya que ocurrieron muchas cosas en la semana. Él mandó seguridad y como a las 9:00, una patrulla policial llegó a cargo del subinspector Enrique Zavala. Él dijo que nos iba a dar seguridad”.

“Dijo que iban a estar patrullando y no volvieron a pasar. A la 1:00 (después del incidente) lo llamé a él y nunca me contestó. Llamamos al 911 dijeron que enviarían una patrulla, pero nunca llegó y salimos del lugar una hora después”, relató Vásquez.

De igual forma, el jueves 18 de diciembre, al vehículo de la abogada Silvia Ayala, le quebraron el vidrio y el lunes de la misma semana un vehículo turismo, blanco, con cuatro sujetos a bordo, estuvo rondando la oficina, reveló.

“Están queriéndonos enviar un mensaje”, sostuvo el defensor de derechos de la niñez y portavoz institucional.

El atentado ha originado la solidaridad de diferentes sectores sociales, sin embargo, la policía no ha hecho nada.

INTIMIDACIÓN DE VOCES
La red Coiproden transmite los lunes un programa de Comunicadores Infantiles y Juveniles en la radio comunitaria RDS, en este espacio se revela la situación de la niñez.

Además, Coiproden divulgó esta semana un comunicado público para denunciar que en el Presupuesto General de Ingresos y Egresos de la República redujeron en un 70 por ciento el dinero destinado a la niñez, sin embargo, se le aumentó la partida presupuestaria a las Fuerzas Armadas.

Vásquez mencionó que el 30 de octubre estuvo en Washington denunciando la situación de la niñez en el Bajo Aguán, una zona de conflicto entre terratenientes y campesinos.

“Al regreso de Washington, la actitud de los funcionarios fue negativa y el lenguaje corporal intimidante y lo más reciente que hicimos fue denunciar ante la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) el tema de Guardianes de la Patria y la militarización de la sociedad hondureña”.

Guardianes de la Patria es un programa para entrenamiento de niños en instalaciones militares.

También el director de Casa Alianza, una organización civil que trabaja con niñez en situación de calle, José Guadalupe Ruelas, fue golpeado el 8 de mayo de 2014, por la Policía Militar, en momentos que denunciaba en la prensa nacional e internacional una escalada de ejecuciones contra niños hondureños.

Fuente: http://www.ellibertador.hn/?q=article/alerta-polic%C3%ADa-hondure%C3%B1a-encubre-intimidaci%C3%B3n-y-atentado-contra-defensores-de-la-ni%C3%B1ez

, , , , , , , ,

Deja un comentario

FFAA gradúa mil 500 “Guardianes de la Patria” en la zona norte de Honduras


  • Sábado, 29 Noviembre 2014 13:59

FFAA gradúa mil 500 “Guardianes de la Patria” en la zona norte de Honduras

Autor del artículo: Proceso Digital

San Pedro Sula – Tras varios meses de capacitaciones, educación y talleres, un grupo de mil 500 niños, se graduaron con el programa “Guardianes de la Patria” en la 105 Brigada de Infantería de San Pedro Sula, norte de Honduras.

La etapa de graduación formó parte de la continuación del programa “Guardianes de la Patria”, mismo que es impulsado por las Fuerzas Armadas y la Presidencia de la República.

A los actos de graduación asistió el presidente hondureño Juan Orlando Hernández, así como oficiales de las Fuerzas Armadas de Honduras (FFAA).

Este esquema consiste en que sus beneficiarios, asistan los sábados al centro de acopio logístico de la Fuerzas Armadas (CALFFAA), donde reciben educación formal y no formal como talleres, conversatorios, educación cristiana, capacitación en trabajos técnicos, entrenamiento físico, deportes, actividades de recreación y escuela para padres de familia, el cual está agrupado por categorías de edades.

En relación al servicio religioso los menores reciben conocimiento de la Biblia, principios y valores cristianos, respeto a los lugares de Dios y la importancia de pertenecer a una iglesia.

También son orientados en habilidades para la vida, prevención de la violencia, prevención del VIH, principios y valores morales y espirituales, creatividad, educación ambiental, trabajo en equipo y autoestima, entre otras.

Durante las formaciones, los niños reciben educación formal y no formal como talleres, conversatorios, educación cristiana, capacitación en trabajos técnicos, entrenamiento físico, deportes, actividades de recreación y escuela para padres de familia.

Guardianes de la Patria, un programa que impulsa las Fuerzas Armadas y la Presidencia de la República, fue reactivado el pasado 29 de marzo en un acto celebrado en el Campo de Parada Marte del Primer Batallón de Infantería en Las Tapias, Francisco Morazán.

Fuente: http://www.proceso.hn/component/k2/item/92233-ffaa-grad%C3%BAa-mil-500-%E2%80%9Cguardianes-de-la-patria%E2%80%9D-en-la-zona-norte-de-honduras.html

, , , ,

Deja un comentario

La semilla de la contrainsurgencia hondureña

La semilla de la contrainsurgencia hondureña

Por Bertha Zúniga* desde Honduras. Con la excusa de alejarlos de la criminalidad, el gobierno inauguró un programa en el que el Ejército da instrucción cívica y religiosa a unos 25 mil niños y niñas. La militarización de la educación en el marco de un Estado represor.

 

Desde el golpe de Estado de 2009, Honduras ha estado marcada por el fortalecimiento de las Fuerzas Armadas y por las respuestas militares a cualquier situación de crisis. Bajo el gobierno de Juan Orlando Hernández, presidente continuador de la “dictadura constitucional”, este “jarabe” a los problemas se hace más evidente.

“¡Firme recluta!”, le ordena un militar armado a un pequeñín de escuela. La situación se vuelve cotidiana en el marco del programa “Guardianes de la patria”, en el que las Fuerzas Armadas están encargadas de dar “formación de valores y conducta decente” a niños y niñas de entre cinco y 19 años en situación de riesgo social. Dicho proyecto, implementado a nivel nacional, pretende egresar a 25 mil niños, niñas y adolescentes por año. Los participantes deben asistir a los batallones cada 15 días, donde son ubicados por edades y realizan diversas actividades con las cuales, según sus promotores, lograrán “alejarlos del camino de las delincuencia”.

La historia nos recuerda que las Fuerzas Armadas en Honduras han funcionado como gendarmes del neoliberalismo, han impulsado golpes de Estado, están involucradas en acciones de violación a los derechos humanos y en asesinatos de mujeres y jóvenes. Además, tienen fuertes vínculos con el narcotráfico, el crimen organizado y han protagonizado diversas masacres y represiones. Esta institución es la que pretende enseñar acerca del buen comportamiento a las futuras generaciones.

En Honduras, según datos oficiales, existen alrededor de 500 mil menores de 21 años en riesgo social. Considerado el país más pobre de Centroamérica, con el 61,9% de la población en situación precaria, que ofrece pocas oportunidades educativas a su infancia, lo mismo para acercarlos al arte, al deporte y a la ciencia, pero sigue invirtiendo gran parte de su presupuesto en “seguridad”.

Llama la atención que el programa esté dirigido exclusivamente a los niños y niñas más pobres, estereotipándolos de ser “un grupo peligroso”. Esto demuestra la diferencia en cuanto a que en un mismo contexto de violencia, marginación y saqueo, los ingresos económicos permiten tener diferente vida y futuro. Al fin, condena capitalista.

Honduras, uno de los países más violentos del mundo, responde a su situación de inseguridad cultivando una cultura de la guerra que conspira contra la capacidad de crear y soñar de la infancia para encuadrarla en la doctrina militar y religiosa, ya que este programa incluye también clases de biblia para enseñarles “el temor a Dios”. Así como crece el militarismo lo mismo hace el fundamentalismo religioso.

Sabemos que esta descabellada idea forma parte de la estrategia de reforzar el papel de Honduras como un enclave militar y que encontrará en su infancia los futuros integrantes de los ejércitos de la muerte, protectores de sistema de dominación.

Este programa, que recuerda al comportamiento de los gobiernos fascistas, nos hace reflexionar sobre la dirección que está tomando la “dictadura constitucional”, clarificando su transformación a un Estado abiertamente represivo que mira al futuro para coartar cualquier esperanza de cambio, de resistencia y oposición a la muerte.

El hecho de que la infancia comparta espacio con las fuerzas represivas ya constituye una violación a los derechos de las niñas y niños, que naturalicen las armas bélicas y sean adiestrados es un crimen. La oportunidad de una vida mejor para la niñez se encuentra lejos de las armas. Por el contrario, la justicia que se sepa conquistar, el amor que se logre compartir y los sueños que se dejen fluir, serán la verdadera esperanza de una sociedad diferente.

Militarizar la educación y buscarla como alternativa a la violencia es un acto peligroso para la sociedad. La inversión que se hace en la “seguridad” del país crece y crece, mientras que la que se destina a la salud, educación, recreación y arte, disminuye. Desde estas tierras se lucha por una cultura de paz que transita por que se garanticen los derechos a una vida digna.

* Hondureña, Licenciada en Humanidades y militante del Colectivo Latino-Africano

Fuente: http://www.marcha.org.ar/index.php/elmundo/america-latina-caribe/110-honduras/5711-guardianes-de-la-patria-la-semilla-de-la-contrainsurgencia-hondurena

, , , , , , ,

Deja un comentario

Niños se convierten en guardianes de la patria

26 de Julio de 2014

10:04PM  –  Digna Aguilar  

Más de once mil menores han decido fortalecer sus valores morales y espirituales y proteger su patria. También se les enseña a convertirse en líderes de sus comunidades.

Tegucigalpa, Honduras

Cientos de menores de edad han decido cambiar sus posibilidades de vida al formar parte del programa de prevención Guardianes de la Patria, implementado por las Fuerzas Armadas de Honduras.

A la fecha, son más de 11,000 los niños y jóvenes menores de 19 años que han sido capacitados por los elementos militares, así como por religiosos, sociólogos y psicólogos.

El programa surgió en medio de la polémica, pues para unos se trata de una iniciativa que busca militarizar la conciencia de los jóvenes, pero para sus promotores no es más que un proyecto de prevención.

En la primer fase del programa se graduaron 5,715 y en el inicio de la segunda fase se matricularon 6,100 menores.

José Sánchez, portavoz de las Fuerzas Armadas, dijo que cincuenta de los menores que recibieron la capacitación fueron beneficiados con becas estudiantiles por el Grupo Intur, que financiará sus estudios secundarios. Otros 249, están siendo capacitados por el Instituto Nacional de Formación Profesional (Infop) en diferentes oficios para que puedan establecer su propio negocio.

Al mismo tiempo estos menores, entre niñas y varones, están siendo capacitados para que ellos mismos expongan sus experiencias ante los nuevos participantes en el programa que tiene como finalidad evitar que integren maras y pandillas.

El coronel resaltó que el programa ha llamado la atención de centros educativos, quienes han inscrito a sus alumnos, así como patronatos que han pedido que a los niños del lugar también se les refuercen sus valores religiosos y morales, por lo que las solicitudes se han triplicado. “Actualmente tenemos 6,100 menores, lo que representa un aumento de matrículas”, afirmó.

Para que los menores participen en el programa los padres deben dar su autorización y los jóvenes deben llegar de manera voluntaria, “si va una vez y no quiere regresar no hay problema”.

El programa se realiza en las bases militares a nivel nacional y es supervisado por los padres de familia y maestros que permanecen en el lugar mientras los menores reciben sus diferentes clases.

Enseñanza

El programa preventivo también es apoyado por la Secretaría de Educación, médicos que dan charlas sobre temas de salud y el Cuerpo de Bomberos, que enseña sobre cómo brindar los primeros auxilios en casos de emergencia. También son apoyados por la Hermandad de Hombres Cristianos de Negocios, pastores evangélicos y sacerdotes de la Iglesia Católica, quienes les ayudan a reforzar los valores espirituales y convertirse en líderes en sus comunidades.

Las clases son los días sábados de 7:00 AM a 4:00 PM; para trasladar a los menores y sus padres o encargados, los militares movilizan autobuses que pasan por ellos en un lugar específico, por lo que no gastan en transporte.

Durante las diferentes charlas que reciben a los menores se les inculca “el valor de la patria, que en nuestro país hay oportunidades y que no solo ingresando al crimen organizado pueden salir adelante”. A los menores se les instruye sobre que la manera de hacer dinero fácil no es la correcta, se les dice que pueden y deben ser mejores personas.

“Guardianes de la Patria ha venido a potenciar a estos jóvenes, a enseñarles a ser hombres y mujeres de bien, que amen su patria, su familia y su comunidad”, agregó el portavoz.

La mayoría de menores que participan en el programa son residentes en zonas marginales como las colonias Mary Flake de Flores, Divino Paraíso y Nueva Capital, entre otras.

El programa está dividido según las siguientes edades: de 7 a 10 años es un módulo, otro es de 11 a 14 y el último de 15 a 18; cada módulo tiene su plan educativo, el cual no incluye el uso de armas, “nada de lo que es milicia”.

Durante la extensa jornada, en la base militar a los menores se les prepara desayuno y almuerzo; en esta actividad también participan sus madres, quienes ayudan a los militares. Con este programa también se imposibilita que los menores sean reclutados por grupos criminales.

Fuente: http://www.elheraldo.hn/alfrente/732792-331/ni%C3%B1os-se-convierten-en-guardianes-de-la-patria

, , , ,

Deja un comentario

FFAA gradúa 670 “Guardianes de la Patria” a nivel nacional

14:53
28
Junio
2014
Tegucigalpa – Luego de tres meses de capacitaciones, educación y talleres, un grupo de 670 niños, se graduaron en el programa “Guardianes de la Patria” a nivel nacional.

– Sólo en Tegucigalpa se graduaron 80 niños bajo este programa.

El comandante militar, Héctor Orlando Caballero Espinoza, confirmó la culminación de la primera etapa del programa luego de su reactivación, por lo que este sábado se realizaron los actos de graduación.

El programa “Guardianes de la Patria” que impulsa las Fuerzas Armadas y la Presidencia de la República, consiste en que sus beneficiarios, asistan los sábados al centro de acopio logístico de la Fuerzas Armadas (CALFFAA), donde reciben educación formal y no formal como talleres, conversatorios, educación cristiana, capacitación en trabajos técnicos, entrenamiento físico, deportes, actividades de recreación y escuela para padres y madres de familia, definió que el mismo está agrupado por categorías de edades.

La primera etapa comprende niños entre cinco y nueve años, los cuales participan de juegos infantiles, lectura de cuentos, escritura, valores, auto estima y motivación para salir adelante.

En el servicio religioso reciben conocimiento de la Biblia, principios y valores cristianos, respeto a los lugares de Dios y la importancia de pertenecer a una iglesia.

Mientras que los niños entre siete a nueve años, son orientados en habilidades para la vida, prevención de la violencia, prevención del VIH, principios y valores morales y espirituales, creatividad, educación ambiental, trabajo en equipo y autoestima, entre otras.

Caballero Espinoza anunció que en las próximas dos semanas iniciará un nuevo grupo de niños en otra etapa del programa.

El programa comprende que los jóvenes sean adiestrados, a solicitud de los padres de familia y docentes, mismo que está orientado en disciplina y valores con lo cual se busca fortalecer y lograr la armonía a lo interno del núcleo familiar para los residentes de colonias consideradas en riesgo social.

Durante las formaciones, los niños reciben educación formal y no formal como talleres, conversatorios, educación cristiana, capacitación en trabajos técnicos, entrenamiento físico, deportes, actividades de recreación y escuela para padres y madres de familia.

Guardianes de la Patria, un programa que impulsa las Fuerzas Armadas y la Presidencia de la República, fue reactivado el pasado 29 de marzo en un acto celebrado en el Campo de Parada Marte del Primer Batallón de Infantería en Las Tapias, Francisco Morazán.

Fuente: http://www.proceso.hn/2014/06/28/Ciencia+y+Tecnolog%C3%ADa/FFAA.grad.C/88526.html

, , ,

Deja un comentario

Adiestramiento militar afecta de forma negativa a los niños hondureños.

Jun 16, 2014

Mientras las Fuerzas Armadas aseguran que el programa Guardianes de la Patria es para inculcarle a niños y jóvenes valores y principios para reducir la criminalidad, realmente en la práctica  el proyecto es una forma de adoctrinamiento militar.

Según Mirian Sandoval, vecina de la aldea Cuatro de Marzo en la ciudad de El Progreso, Yoro, expresa  que los niños y niñas después de recibir varias jornadas de adiestramiento militar, ha cambiado su comportamiento de forma negativa.

“Hace más de dos meses los militares han capacitado a los niños de Kinder y de los grados superiores de la escuela, pero la mentalidad de los niños ha cambiado porque ahora dicen que ya se pueden defender, no tienen miedo para andar en la calle a altas horas de la noche”, expresó Sandoval.

Por otra parte, Sandoval añadió que los padres de familia no tienen conocimiento de lo que está sucediendo porque los militares no permiten que los padres de familias lleguen al entrenamiento.

También Sandoval comentó que varios niños no quieren regresar a este entrenamiento porque las condiciones no son adecuadas, los tienen a la intemperie, sin agua ni comida.

Cada 15 días los militares hacen el entrenamiento en la zona militar de esta ciudad de 7 de la mañana  a la 1 de la tarde, los grupos niños y niñas  en formación en todo el país  están a cargo de las diferentes unidades militares, pues cada batallón se hace cargo de las escuelas cercanas.

Por su parte Guadalupe Ruelas, director de Casa Alianza, indica que el programa “Guardianes de la Patria” que impulsa las Fuerzas Armadas, es incitar a los infantes al uso de las armas e infundirles una cultura bélica, lo que es peligroso.

De acuerdo a  Guadalupe Ruelas “la mejor forma de combatir la violencia y la inseguridad es aplicar nuevas oportunidades y alternativas  para las niñas y familias en situación de vulnerabilidad. Sin embargo las autoridades hacen todo lo contrario”

El programa Guardianes de la Patria nació en la capital de Honduras hace algunos años. A la fecha se estima que se han formado unos 10,000 estudiantes, con las normas establecidas por las autoridades de la institución castrense, al finalizar este gobierno se espera lograr la formación de unos 75,000 niños y jóvenes.

Fuente: http://radioprogresohn.net/index.php/comunicaciones/noticias/item/1084-adiestramiento-militar-afecta-de-forma-negativa-a-los-ni%C3%B1os-hondure%C3%B1os

, , , , ,

Deja un comentario

“CONADEH despide a funcionario que investigó Programa “Guardianes de la Patria”

Versión para impresiónVersión PDF

La destitución ocurrió después de entregar al Comisionado Nacional de los Derechos Humanos, Roberto Herrera Cáceres, el informe final de una Investigación sobre el “Programa Guardianes de la Patria”, que concluyó que Honduras necesita de programa de prevención similar, pero bajo otro nombre y con un ejecutor que no sean las Fuerzas Armadas.
Tegucigalpa, Honduras (Conexihon).- El Programa “Guardianes de la Patria” está teniendo más repercusiones de las publicitadas. Unas de ellas, hasta ahora desconocida, es el despido de Carlos Moisés del Cid García, Coordinador del Programa Derechos Humanos de Niñez y Adolescencia del Comisionado Nacional de los Derechos Humanos en Honduras (CONADEH), apenas unas horas después que presentara a su jefe, las conclusiones de una investigación sobre dicho programa.
El informe colocó en una posición bastante incómoda al nuevo comisionado, Roberto Herrera Cáceres, quien para nadie desconocido, debe su nombramiento al huésped titular del Palacio José Cecilio del Valle, Juan Orlando Hernández, el más apasionado defensor de los “Guardianes de la patria”.
Su problema es que, por mandato de ley, el CONADEH tiene que “garantizar a todos los hondureños y hondureñas, la vigencia de los derechos y libertades reconocidas en la Constitución de la República y los Tratados y Convenios Internacionales, ratificados por Honduras.” Y también, las acciones y medidas que emprendan las autoridades, con el propósito de lograr el efectivo cumplimiento de las leyes y disposiciones que garanticen los derechos humanos.
Pero eso lo coloca en el otro extremo de donde se ubica su jefe político, el Presidente de la República, quien ya cansa de tanto hablar sobre los beneficios del programa. Herrera Cáceres debe pagar ahora con su independencia, el precio haber accedido al al cargo sin mayor experiencia en el tema gracias a su apadrinamiento, de lo contrario haría valer la Ley del CONADEH que manda que “en el ejercicio de sus atribuciones legales y reglamentarias, gozará de independencia funcional, administrativa y técnica.
¿Pero, qué es lo que molestó al Comisionado?
Al parecer, al Comisionado no le gustaron, ni tantito, las recomendaciones de la investigación, y no es para menos, una de las más importantes dice que Honduras necesita un programa de prevención como “Guardianes de la Patria”, sólo que con un nombre diferente y con un ejecutor que no sean las Fuerzas Armadas. En otra, urge la definición y establecimiento de una institucionalidad responsable de la atención y ejecución de las políticas públicas, programas y proyectos en favor de la niñez y adolescencia y recomienda que éstas sean permanentes y trasciendan los periodos de gobierno, para una sana y correcta continuidad, con la anuencia y respaldo de todos los sectores.
Y advierte que ello requeriría una asignación presupuestaria adecuada, que todas las políticas públicas, programas y proyectos en favor de la niñez y juventud sean manejados con transparencia y bajo la auditoria social de la sociedad civil y la cooperación internacional. Todos esos señalamientos se contraponen a lo que hasta ahora se percibe, será la manera de conducir los asuntos públicos de la actual administración del estado hondureño.
Al Comisionado, también le habría molestado que al Coordinador del Programa Derechos Humanos de Niñez y Adolescencia, se le haya ocurrido en el ejercicio de sus funciones, solicitar al coronel Gustavo Amador, coordinador nacional por las FFAA del programa “Guardianes de la Patria”, que le informara sobre los resultados del proyecto en su primer período; el presupuesto general del programa asignado por el Estado de Honduras para el segundo periodo; listado de instalaciones militares en todo el país donde se ejecuta el programa y presupuesto para casa una de ellas y el listado de instructores civiles y militares, con su respectivo nivel de formación académica, que están al frente del mismo.
A la fecha de la entrega del informe final a Herrera Cáceres, 29 de mayo del 2014, el coronel Gustavo Amador no había entregado la información solicitada un mes antes (28 de abril del 2014) por Del Cid García. De nada sirvieron las múltiples llamadas telefónicas tanto al coronel como a su secretaria, porque la respuesta fue siempre la misma “Se está tramitando, cuando la tengamos lista, se lo haremos saber”. Aún hoy, la información no ha sido entregada.
Eso no impidió que el funcionario la obtuviera por otros medios, con el propósito de analizar el Programa “Guardianes de la Patria”, desde diversas perspectivas, incluyendo la realización de una encuesta de opinión, el posicionamientos de las organizaciones que trabajan con la niñez y juventud, y por supuesto, contrastándola con la legislación nacional, que asigna atribuciones a cada una de las instituciones del Estado de Honduras, entre ellas la Fuerzas Armadas. Los hallazgos son reveladores.
No hay mandato constitucional
Ninguno de los 22 artículos de la Constitución de la República (272-293) referentes a las Fuerzas Armadas (FFAA), le atribuye la responsabilidad de formar a niños y jóvenes en principios y valores. Tampoco la formación de líderes comunitarios y mucho menos el rescate de menores en “riesgo social”. Esas tareas son funciones fundamentales de la Secretaria de Educación y el Instituto Hondureño de la Niñez y la Familia (IHNFA).
Sólo el artículo 274 menciona que “… podrán cooperar en labores de alfabetización y educación cuando una secretaria de estado (en este caso la de educación), se los solicite”, pero no da por sentado en ningún momento son labores esenciales de las FFAA. El informe hace constar que se consultó tanto a la Secretaría de Educación como al IHNFA si habían solicitado tal cooperación, y la respuesta fue que no existe ningún convenio de cooperación con el instituto armado.
También recuerda que Honduras es signataria de la Convención de los Derechos del Niño (CDN) desde el año 1990, misma que en su artículo 3 obliga a los estados signatarios el respeto al “interés superior de los niños y niñas” en todos aquellos aspectos que les atañen o afecten. El artículo 38 dice que “ningún niño menor de 15 años debe ser enrolado en un ejército ni debe combatir en una guerra”.
En igual propósito, el “Protocolo Facultativo de la CDN relativo a la participación de niños en los conflictos armados y vigente en Honduras, prohíbe el reclutamiento de menores de 18 años y la participación de estos en hostilidades” y aunque aparentemente los niños, niñas y jóvenes que participan en el Programa “Guardianes de la Patria” no están en condición de reclutados, el espíritu del protocolo es que “…no estén expuestos a algún tipo de reclutamiento, ni a ningún tipo de formación belicista, ni a participación en conflictos armados”.
¿Pero, qué es el programa Guardianes de la Patria?
Desde septiembre del 2010, niños, niñas y jóvenes con edades comprendidas entre los 5 y 23 años, que viven en “barrios marginales”, identificados por las FFAA como “en peligro de desviar sus vidas”, se instruyen semanalmente en 17 unidades militares distribuidas a lo largo y ancho del país, supuestamente para fortalecer sus valores. Todo ello bajo la coordinación de las Fuerzas Armadas, aunque también participan “instructores” civiles (religiosos y laicos) en el desarrollo de las distintas actividades que comprende.
Es importante anotar que un documento de circulación restringida al interior de las Fuerzas Armadas, reconoce que “Guardianes de la Patria” ha estado ejecutándose como programa piloto desde hace nueve años.
La meta del proyecto es integrar a unos 25,000 por año, cantidad que según los voceros del programa ha sido superada con creces en lo que va del 2014, luego del relanzamiento hecho el 29 de marzo pasado, por el Presidente de la República, Juan Orlando Hernández, en el Campo de parada Marte del Primer Batallón de Infantería con sede en Tegucigalpa, en compañía del jefe del Estado Mayor Conjunto de las Fuerzas Armadas, general de División, Fredy Santiago Díaz Zelaya; el titular del Congreso Nacional, Mauricio Oliva; el ministro de Defensa, Hugo Samuel Reyes y su esposa, Ana García.
Según el “Manual de Guardianes de la Patria” en nuestro poder, elaborado por la Dirección de Planes, Políticas, Programas y Asuntos Civiles del Estado Mayor Conjunto, validado por el Comando de Doctrina y Educación Militar y autorizado por el propio Jefe del Estado Mayor Conjunto de las Fuerzas Armadas, general Díaz Zelaya, el programa tiene como objetivo general el “Contribuir con el estado de Honduras en la formación de niños, niñas y jóvenes en riesgo social, con una labor preventiva y formativa, fundamentada en indicadores que fortalecen el cuerpo, la mente y el espíritu, en beneficio de la sociedad”. La redacción del objetivo habla de la contribución de las Fuerzas Armadas con el Estado de Honduras, como si ellas no formaran parte de su institucionalidad.
En cuanto a los objetivos específicos del Programa “Guardianes de la Patria”, enlistan los siguientes: fortalecer el desarrollo físico y mental de los niños y jóvenes; fortalecer los principios y valores éticos, morales y espirituales; mejorar el rendimiento escolar; desarrollar destrezas y habilidades; incentivar y fortalecer la práctica del deporte; fortalecer la cultura de servicio y el amor a la patria; prevenir las infecciones de transmisión sexual; promover la abstinencia sexual para disminuir los embarazos; disminuir la delincuencia juvenil y las maras; fortalecer el amor y la unidad familiar en la comunidad; elevar la autoestima, y evitar el consumo de estupefacientes en la juventud. La mayoría de esos objetivos parecen ser responsabilidades de los padres, la familia y la escuela y en algunos casos, de otras instituciones del estado que si tienen mandato de ley para hacerlo.
¿Cuál es la estructura del programa? ¿De dónde depende?
Además de los objetivos formales que ya apuntamos antes, otras preguntas martillan nuestro cerebro al pensar en los “Guardianes de la Patria”. ¿De quién depende y cuál es su estructura? ¿Cómo funciona? ¿Cuáles son los contenidos y las actividades que se desarrollan en el marco del programa?, son algunas de ellas.
Los dos organigramas de abajo, son más que ilustrativos acerca de quién controla el proceso de formación de los niños y jóvenes que participan en el Programa “Guardianes de la Patria” y quienes son los que cada fin de semana están en contacto directo con ellos y ellas, transmitiéndoles sus ideas sobre una importante diversidad de temas.
¿Qué hacen allí los niños, niñas y jóvenes?
Según el Manual de Guardianes de la Patria elaborado por la Fuerzas Armadas, “el alumno graduado como guardián de la Patria es un joven formado en principios y valores morales y espirituales, acendrado amor a la Patria, una autoestima elevada, capacidad de trabajo en equipo y solidario con sus semejantes y esto como producto de un periodo de formación básica”.
Sin embargo las críticas de varias organizaciones de sociedad civil que trabajan en defensa de los derechos de la niñez y la juventud apuntan a que es una manera de disfrazar, de naturalizar la relación de los niños, niñas y jóvenes con las armas y una cultura belicista, y el acercamiento de las Fuerzas Armadas, a este importante pero vulnerable, sector de la población. Además le acusan de usurpación de funciones propias de otras instituciones del estado, como las de las Secretarías de Salud y Educación y el Instituto Hondureño de la Niñez y Familia (IHNFA).

Sobre lo que allí aprenden, el manual tiene como anexo un “Plan Maestro de Adiestramiento” que señala que el período de “formación” de los “Guardianes de la Patria” dura tres meses, con 8 horas de actividades cada fin de semana, sobre materias categorizadas en función de la edad de los/las participantes.
Por ejemplo, el programa para los niños y niñas de 7 a 9 años contempla las asignaturas de formación espiritual, juegos infantiles, lectura de cuentos, lecto-escritura, valores, autoestima, motivación y creatividad. Los de 10 a 14 años cursan las asignaturas: habilidades para la vida, prevención de la violencia, prevención del VIH/SIDA, principios y valores, creatividad, educación ambiental, trabajo en equipo, autoestima, planes de vida, logro de metas y salud sexual y reproductiva.
El manual indica que a los niños/as de 15 a 18 años, inclusive adultos hasta 23 años, se les da “capacitación” sobre: liderazgo, orientación laboral, orientación vocacional, orientación emprendedora, competencias socio-laborales, toma de decisiones, comunicación efectiva, trabajo en equipo, autoestima, logro de metas y VIH/SIDA. Pero también incluye entre otros temas generales a considerar en el programa, el Entrenamiento de Ejercicios de Orden Cerrado (EDOC) de orden estrictamente militar y las pruebas de confianza.
Al revisar el anexo del manual que contiene el Plan Maestro de formación de los “Guardianes de la Patria”, encontramos que además de las asignaturas ya mencionadas, se incluye instrucción sobre caminata, pista de obstáculos, paso de comando, descenso de la torre, pruebas de supervivencia, torre de paracaidismo y estilo de corte de cabello, las que desarrolladas en instalaciones militares, parecen encaminadas a inducir la afección de los niños/as y jóvenes con las Fuerzas Armadas.
Además, como las sedes de ejecución del programa son instalaciones militares, el Manual de Guardianes de la Patria elaborado por la Fuerzas Armadas ordena al personal militar participante, el uso del uniforme “E” (Fatiga digitalizada y gorra), instalación de pancartas alusiva al Ejército,
¿Los niños, niñas y jóvenes que opinan?
Al amparo de la Convención de los Derechos del Niño, que manda que “tanto los niños como sus padres tienen derecho a opinar y ser escuchados en todos aquellos temas que les atañen”, el Programa Derechos Humanos de Niñez y Adolescencia del CONADEH, desarrolló un proceso de inspección y consulta, a niños, niñas, adolescentes y adultos participantes del Programa Guardianes de la Patria, en sus delegaciones de los departamentos de Francisco Morazán, Comayagua, Cortes, La Paz, Olancho, Valle, Choluteca, Colón, Copán, Gracias a Dios y Atlántida.
Se aplicaron 417 encuestas, 131 a niños y niñas de 7 a 9 años, 118 a niños y niñas de 10 a 14 años, 74 a adolescentes de 15 a 18 años, 53 a adultos padres de familia de los niños asistentes al programa y 41 encuestas a adultos líderes de iglesias que lo apoyan.
Los objetivos fueron: constatar en situ las condiciones logísticas, operativas y anímicas, bajo las cuales se desarrollan las diferentes actividades del programa y el comportamiento de todas las personas que participan en el mismo; identificar la influencia que el personal militar, el personal civil y el ambiente militar ejercen en la conducta, sentir y pensar de los niños, niñas, adolescentes, padres de familia y líderes de iglesias que participan en el programa durante el desarrollo de las actividades; e identificar el sentir y pensar de los niños, niñas, adolescentes, padres de familia y líderes de iglesias que participan en el programa, sobre el mismo.
Según el Informe Final de la Investigación sobre el “Programa Guardianes de la Patria”, se constató que las condiciones logísticas y op
erativas bajo las cuales se desarrollan las diferentes actividades del programa como son óptimas, ya que las mismas cuentan con instalaciones recreativas a campo abierto como canchas, columpios y casetas. También las instalaciones cerradas como salones y aulas a disposición de los niños/as y adolescentes, estaban limpias y en buenas condiciones.
Sobre el comportamiento y el estado de ánimo de todas las personas participantes, un 90% de los niños, niñas y adolescentes encuestados dijeron que les gustaba participar en el programa; un 72% que se sienten bien cada vez que van; un 92% expresó que reciben un buen trato por parte de los demás niños, niñas y adolescentes en el desarrollo de las actividades y un 98% que reciben un trato bueno y muy bueno, por parte de los adultos (militares y civiles) durante el desarrollo de las actividades.
En cuanto a la importancia de las diversas actividades que realizan, los niños/as y adolescentes encuestados ubicaron en primer lugar las charlas sobre los temas de prevención de violencia, principios, valores y otros. En segundo lugar colocaron los juegos infantiles, ejercicios físicos y caminatas. En tercer lugar los servicios religiosos y en cuarto y último lugar, los ejercicios militares.
Cuando se les consultó si los amigos del barrio y compañeros de escuela y colegio saben que son “Guardianes de la Patria” un 58% respondió que sus amigos del barrio y compañeros del colegio lo saben y un 64%, dijo que sus amigos del barrio y compañeros de escuela y colegios los animan a seguir en él. Los resultados de esta pregunta fueron interpretados en el informe, como un potencial peligro para los participantes en el programa, siendo que el criterio de selección es que vivan en “barrios marginales” y haber sido identificados por las FFAA como “en peligro de desviar sus vidas”, lo cual los coloca en el foco de las maras y otros grupos criminales que operan en barrios y colonias, que pudieran estar interesados en reclutarlos o sentirse amenazados por su cercanía con los militares, siendo que ahora existe una Policía Militar del Orden Público (PMOP) que se nutre de elementos del ejército.
Y un hallazgo relevante para los efectos del debate que se ha generado con relación al programa “Guardianes de la Patria”, el 44% de los niños, niñas y adolescentes encuestados expresaron que de adultos desearían ser militares o policías, el restante 56% se distribuye entre otras diversas profesiones. La interpretación de los investigadores es que eso evidencia de la influencia que el personal y ambiente militar están ejerciendo en el sentir y pensar de los niños, niñas y adolescentes que participan.

Sobre lo que no les gustaba del programa, los consultados respondieron que los entrenamientos muy pesados; que les ponen apodos; venir con uniforme; la impuntualidad en el inicio de las actividades; la duración prolongada de las charlas; que no les daban comida; marchar; que cuando no están firmes los ponen a hacer pechadas y culucas; mucho tiempo de pie en el sol, que los compañeros no ponen atención; que siempre dan la misma comida; tienen que llegar muy temprano y no se desayuna, hacer dinámicas y que el pan de los refrigerios es muy duro.
Sobre cómo se dieron cuenta del programa un 53% respondió que en sus escuelas a través de los maestros, un 29% a través de la promoción hecha por los militares en su comunidad o escuela y un 18% por otros medios como las iglesias y la televisión.
¿Y los adultos, padres de familia y líderes de iglesias, que piensan?
Sobre la importancia de las actividades que desarrollan en el programa, la mayoría de los adultos encuestados ubicaron en primer lugar las charlas sobre prevención de violencia, principios, valores y otros, en segundo lugar los ejercicios físicos y caminatas, en tercer lugar los servicios religiosos y en cuarto y último lugar, los ejercicios militares. El 89% creen que dichas actividades que realizan son de mucho beneficio para ellos/as y el 100% de los padres consultados, expresaron sentirse muy bien, y bien de asistir con sus hijos.
Un 96% de los padres de familia y líderes de iglesias encuestados dijeron que el trato que los militares y civiles dan a los/as participantes en el desarrollo de las actividades, es amable, servicial, paciente y comprensivo. El 92% de los líderes de las iglesias dijo observar cambios favorables en el comportamiento de los niños, niñas y jóvenes de su iglesia que asisten al programa
“Guardianes de la Patria”.
77 de cada 100 padres desean que cuando adultos sus hijos sean doctores, ingenieros, abogados, profesores, pastores o sacerdotes y sólo un 13% que sus hijos fueran militares o policías. El informe recoge igualmente la opinión de organizaciones de sociedad civil y no gubernamentales que trabajan en la defensa de los derechos de niños, niñas y jóvenes. La Coordinadora de Instituciones Privadas pro las Niñas, Niños, Adolescentes, Jóvenes y sus Derechos (COIPRODEN), que agrupa unas 30 organizaciones de esa naturaleza en todo el país, ha manifestado su total desacuerdo con el programa “Guardianes de la Patria”, porque considera que transgrede los derechos de las niñas, niños y adolescentes contenidas en la Convención sobre los Derechos del Niño.
En un pronunciamiento público expresaron entre otras cosas, que de acuerdo a la Convención de los Derechos del Niño, “… por su falta de madurez física y mental, los niños/as necesitan protección y cuidados especiales, procurando que se desarrollen y sean educados en condiciones de paz, lo cual se contraviene con el desarrollo del programa “Guardianes de la Patria”. También dijeron que “corresponde a los padres, madres, representantes legales, sistema educativo nacional, iglesias y otras instituciones no formales, el fomento del amor a la Patria, la generación de valores, la promoción de una cultura de paz y la instrucción para formar ciudadanos de bien y no a las Fuerzas Armadas.”
Y que no es su función “rescatar” a niños o niñas que califican de “riesgo social”, pues de conformidad con el Código de la Niñez y la Adolescencia, esta responsabilidad corresponde a los Juzgados de la Niñez y la Adolescencia y al Instituto Hondureño de la Niñez y la Familia (IHNFA). Señalaron asimismo que la educación de la niñez y la adolescencia bajo tutela de las FFAA, es una práctica cuestionable desde la perspectiva de los derechos humanos; por tanto la existencia del mencionado proyecto es una contradicción con el Estado de Derecho, a la institucionalidad democrática y a las declaraciones y tratados internacionales suscritos por el Estado de Honduras.
Y pidieron al presidente Juan Orlando Hernández, girar instrucciones al Secretario de Defensa y al Estado Mayor Conjunto de las FFAA de Honduras para que suspendan, de inmediato, la implementación y expansión del programa “Guardianes de la Patria” y que en lugar de invertir recursos en las FFAA para esa finalidad, se eleve el presupuesto en este año fiscal de las instituciones estatales que tienen como misión la atención de la niñez y adolescencia vulnerable. También demandaron que la Fiscalía Especial de la Niñez y el Comisionado Nacional de los Derechos Humanos que externen su opinión al respecto.
¿Fortalezas?
La investigación del CONADEH dice haber identificado algunas fortalezas en el programa “Guardianes de la Patria”. Una de ellas es que tiene atractivos significativos para los niños, niñas y adolescentes y para los adultos (padres de familia y líderes de iglesias) participantes, sobre todo por los entornos en que se desarrolla (planteles abiertos, recreativos y limpios), la alimentación, el trato y atenciones que se les dan, lo que hace que una mayoría de los participantes tengan una opinión favorable respecto al programa. La mayoría de los/as participantes también cree que las temáticas y las actividades que desarrollan en el programa, les son y serán de mucha utilidad.

Otra de las fortalezas identificadas, es la disposición de los recursos necesarios para la ejecución del programa a nivel nacional por parte del Poder Ejecutivo, aunque las Fuerzas Armadas no tengan funciones educativas. El informe señala asimismo, que no existe ninguna ley nacional o internacional que prohíba e impida a las FFAA el desarrollo de programas de atención a población civil, en especial a menores de edad, con fines preventivos y educativos.
Además se concluye que un sector de la población adulta (representada en los padres de familia y líderes de iglesias encuestados) probablemente está de acuerdo y ve con buenos ojos programas como “Guardianes de la Patria”, porque la niñez y juventud están viviendo tiempos de crisis, y la atención y protección que el Estado les proporciona es poca o ninguna. “Para la población adolescente 15 a 18 años que viven en poblaciones marginadas donde lo que más abunda es la pobreza y la falta de oportunidades de estudio y trabajo, conocer las oportunidades de formación, capacitación y hasta empelo que ofrecen las FFAA es un poderoso atractivo para querer superarse”, agrega.
Debilidades
Una las principales debilidades encontradas es que “La exposición a la cultura de las armas y la guerra a una edad a la que sus mentes aún no están lo suficientemente maduras para entenderlo, puede distorsionar las percepciones infantiles y juveniles, sobre todo en los temas de violencia, armas y fuerza”. El enfoque excluyente del proyecto que sólo “recluta” a niños y jóvenes de “barrios marginales”, expone a los mismos a consecuencias insospechadas por parte de los grupos de maras y pandillas, que al darse cuenta de este programa y de quienes son los niños, niñas y jóvenes participantes, pueden arremeter contra ellos o peor aún también “reclutarlos forzosamente” para sus fines particulares.
También se señala como debilidad la participación de la iglesia católica y evangélica, que desarrollan procesos de formación influenciados por enfoques religiosos, puede incorporar distorsiones fundamentalistas en temas que requieren enfoques laicos y científicos. Y algo preocupante, es que en el instructivo que regula las actividades del programa, las FFAA ordena elaborar un documento que les exima de responsabilidad en caso de accidentes o incidente, firmado por el Padre o Madre de Familia y recomienda solicitar asesoramiento a los Jueces de Primera Instancia Militar de su región para tal efecto. Esta instrucción es grave, ya que en casos de niños y niñas, toda institución que les acoge es responsable de su salud y resguardo integral, mientras estén en las mismas.”

Fuente: http://conexihon.info/site/noticia/derechos-humanos/derechos-humanos-ni%C3%B1ez-y-juventud/conadeh-despide-funcionario-que-investig%C3%B3

, , , , , , , , ,

Deja un comentario

“Nada que venga de las armas es bueno”

Jun 09, 2014

La siempre valiente, directa y contundente –hija política de mujeres revolucionarias de Honduras como VISITACIÓN PADILLA y GRACIELA GARCÍA—la estimada y admirada MARÍA LUISA REGALADO de la organización de mujeres CODEMUH, en una actitud patriótica dio esta contundente respuesta: “NADA QUE VENGA DE LAS ARMAS ES BUENO” en referencia a la proferido por el coronel GERMAN ALFARO, jefe de la FUSINA, quien manifestó en Zona Informativa de Radio Progreso que todos los asesinatos y masacres en el país se deben y originan en la falta de valores en los hogares, señalando irresponsablemente a los padres y madres de familia de esta crisis,  y que por eso, las Fuerzas Armadas asumía la responsabilidad histórica y patriótica de dar a la niñez de Honduras, en riesgo social, formación humana, cristiana y en valores a través del programa GUARDIANES DE LA PATRIA. !!Vaya entuerto el de este tuerto militar!!

Indudablemente que los oyentes de este informativo rápidamente reaccionaron y señalaron a lo planteado por el coronel de marras como una aberración y rechazado dentro de toda lógica.

Se les olvida a los militares y policías—de alta y baja categoría– y reservistas, que su tránsito por el ejército y la policía ha sido solamente para generar vergüenza  y mancillar nacional e internacionalmente la imagen de Honduras convirtiendo estos dos entes en un nido de delincuentes, sicarios, asesinos, violadores, defraudadores, corruptores y para los que tienen memoria corta les recordamos los robos descarados al Estado de parte de OSWALDO LÓPEZ ARELLANO y otros oficiales militares; las violaciones a los derechos humanos y asesinatos producidos por GUSTAVO ADOLFO ÁLVAREZ MARTÍNEZ y un montón de sanguinarios militares “resucitados” por JUAN ORLANDO HERNÁNDEZ, JOH; el caso doloroso de RICCY MABEL MARTÍNEZ asesinada, después de ser violada por el coronel  ÁNGEL CASTILLO MARADIAGA y otro militar de apellido OLIVARES; el caso del asesinato de los jóvenes universitarios RAFAEL ALEJANDRO VARGAS CASTELLANOS y CARLOS DAVID PINEDA por parte de la corrupta policía de PORFIRIO LOBO el 22 de octubre de 2011 o el caso del niño EBED YANES de 15 años asesinado por militares el 27 de mayo de 2011 y, como estos casos, son millares los y las asesinadas por las jaurías del ejército y de la policía, ¿quieren más?

Tampoco esta delicada tarea debería asignársele exclusivamente al ministerio de Educación ya que no debemos olvidar que este ministerio históricamente ha sido un nido de politiqueros  de todos los partidos y que por sus niveles de corrupción siempre han hecho un mercado de esta secretaría.

La única institución que debería estar autorizada para dar formación oficial en valores humanos, éticos y cívicos, además de los correspondientes, debería ser la UNIVERSIDAD NACIONAL AUTÓNOMA DE HONDURAS, UNAH, ya que es la única institución que tiene la capacidad técnica y el recurso humano idóneo para este fin, indudablemente que esto debería regularse oportuna y debidamente. Además en concordancia con la Constitución de Honduras la formación parvulario, escolar, colegial y universitaria debería ser exclusivamente laica y sin intervención de iglesia alguna.

 
Rodolfo Cortés Calderón
Ingeniero agrónomo hondureño

Fuente: http://radioprogresohn.net/index.php/comunicaciones/item/1012-%E2%80%9Cnada-que-venga-de-las-armas-es-bueno%E2%80%9D

, , , , ,

Deja un comentario

“Guardianes de la Patria” compiten con los militares

31 mayo, 2014 – 7:27 PM

Los integrantes del programa “Guardianes de la Patria”, pertenecientes a la Fuerza Aérea Hondureña (FAH), compitieron con efectivos de la base Hernán Acosta Mejía (HAM), en actividades orientadas en valores morales, cívicos y religiosos.

Los niños integrantes del programa “Guardianes de la Patria” disfrutaron su estadía en la FAH.

Fueron más de 300 infantes procedentes de barrios y colonias de la capital y otros de la montaña del Izopo y Cuevitas, Santa Ana, Francisco Morazán que participaron en diversas disciplinas deportivas, visitaron el Museo del Aire, disfrutaron de la quiebra de piñatas y almorzaron en la institución militar.

“Estamos muy contentas con este programa porque Honduras necesita de manos bondadosas para servir y corazones generosos que den amor y es lo que han encontrado estos jóvenes aquí”, reconoció la madre de familia Ingrid Barahona.

Mientras tanto, la presidenta de la Asociación de Esposas de Oficiales de la FAH, doña Mirna Fuentes de Fernández, manifestó que los niños y padres de familia son testigos de todo lo bueno que aprenden sobre el amor, la generosidad, el respeto a sus padres a la autoridad, a los mayores, el deber y el patriotismo.

Mediante ese programa, las Fuerzas Armadas han formalizado el hábito de dar y entender a los demás, porque se reconoce que la generosidad no es dar mucho sino, dar a tiempo, y estos niños necesitan ser guiados por el camino del bien y el éxito, resaltó el comandante de la base HAM, Cristóbal Vargas Cáceres. (YB)

Fuente: http://www.latribuna.hn/2014/05/31/guardianes-de-la-patria-compiten-con-los-militares/

, , ,

Deja un comentario

Gobierno de JOH: seis meses de políticas con pocos resultados

May 30, 2014

A pocos días de cumplirse los primeros seis meses del gobierno de Juan Orlando Hernández, periodo que inició el pasado 27 de enero y día en el que prometió que se le “acabaría la fiesta a los delincuentes” y el fin de la inseguridad en Honduras, la pregunta surge: ¿han resultado las políticas para combatir los altos niveles de violencia y corrupción?

Para algunos analistas en la administración de Juan Orlando Hernández lo que ha existido es un incremento de acciones dispersas y multiplicadoras que nunca constituyeron institucionalmente una buena política encaminada a la depuración.
Con la “Operación Morazán”, el gobierno de Hernández pretende poner fin a la delincuencia y crimen organizado, mediante operativos que son ejecutados por la Policía Militar, Policía Nacional y fuerza TIGRES.

Para el analista y sociólogo, Eugenio Sosa, en el actual gobierno el problema en el tema de seguridad es que hay “mucho ruido y pocos resultados”, además de la militarización de la sociedad.

“Esto pareciera que el gobierno lo lanzó más como imagen mediática para tener impacto en los primeros meses; así como hay algunas acciones, hay violencia permanente que desdice que las acciones estén dando resultado”, comenta Eugenio Sosa.

En los últimos días la Fuerza de Seguridad Interinstitucional Nacional (Fusina), ente que también fue creado en el gobierno de Juan Orlando Hernández, ha capturado supuestas bandas de extorsionadores que operaban en Tegucigalpa y San Pedro Sula.

Sosa considera que, aunque estas acciones no se pueden ver de menos, se siguen capturando sectores intermedios de la criminalidad. Además señala la necesidad de cuestionarse quién forma las bandas de extorsionadores y con que grupos están coludidos.

“Ahí no hay grandes mandos de los grupos capturados. El problema de la violencia en Honduras es que hay personas de muy alto nivel que permitieron, toleraron y se coludieron con esa situación. Entonces qué pasa, que hoy capturan diez sicarios pero si quedan libres los que reclutan sicarios, mañana reclutan 20 y 30 en un país como Honduras con mucha necesidad de empleo”, opina el analista.

El director del Grupo de Sociedad Civil, Omar Rivera, también considera que las acciones y las políticas del actual gobierno son “esfuerzos aislados para impulsar la lucha contra la delincuencia, contra la criminalidad y el ataque contra el narcotráfico”.

Rivera es del criterio que debe iniciarse el diseño de un plan integral de reforma, que implique decisiones que permitan revertir la grave situación de violencia y criminalidad.
“Nosotros valoramos el esfuerzo, la energía, la dedicación que pudieran tener en determinado momento quienes nos gobiernan, pero eso no es suficiente; nosotros hemos podido identificar que no existe mayor coordinación interinstitucional y que a todas luces el proceso de depuración ha fracasado”, señaló Omar Rivera.

“Guardianes de la Patria” fortalece uso de armas

Otra de las políticas en materia de seguridad que ha implementado el gobierno de Juan Orlando Hernández, es el programa “Guardianes de la Patria”, con el que pretende que los niños y niñas se alejen de la criminalidad.

Hernández explicó que “cada sábado, más de 25 mil niños a nivel nacional recibirán formación cívica y religiosa que les permitirá ir formando el sentimiento de amor por Honduras”.

Sin embargo, para el ex fiscal general de la república, Edmundo Orellana Mercado, este programa está dedicado al esfuerzo físico y al manejo de armas.

“Si usted trae jóvenes y niños que son de barrios marginados a enseñarles a manejar armas y luego del programa los vuelve a meter allá –a los barrios- ellos son pasto de las maras, y entonces lo que está haciendo es fortaleciendo a futuros mareros en el conocimiento de las armas”, explica.

Orellana Mercado es del criterio que a las niñas y los niños se les deber proteger y darles un ambiente que evite que las maras los convierta en un elemento más de su organización, y agrega que lo “que hay es una visión equivocada”.

“Paquetazo”

Al final de la última legislatura 2010-2014, diputados y diputadas aprobaron un paquete de medidas fiscales, denominado Ley de Ordenamiento de las Finanzas Públicas, Control de las Exoneraciones y Medidas Antievasión, que según sus impulsores busca aumentar los ingresos y reducir el gasto público.

En este sentido el sociólogo Eugenio Sosa, considera que el gobierno de Juan Orlando Hernández es una continuidad de la administración de Porfirio Lobo Sosa, pues no se puede desconocer que “todo lo que significó el ajuste fiscal” aprobado en diciembre de 2013 era parte del mismo proyecto para generarle condiciones.

“Este paquete le ha permitido a la actual administración contar con algunos recursos, porque más o menos hay estimaciones que el 3 por ciento del Producto Interno Bruto (PIB) está en esa recaudación; pero es un paquete fiscal de carácter regresivo, está golpeando a los sectores más pobres y a los sectores medios”,
dice Sosa.

Agrega que este es un paquete en el que no se ha querido tocar a los sectores privilegiados del país, y aunque hubo un supuesto pacto entre el partido Nacional y Liberal para la gobernabilidad “sucede que esto fue tardío, a tal grado que la inflación ya se había producido”.

“A pesar que el gobierno ha recaudado impuestos, en algunos temas los gastos son excesivos y sobre dimensionados como es el tema de seguridad y en otros aspectos; el gobierno está en crisis, el gobierno es irresponsable porque hace un paquetazo para recaudar impuestos pero el gasto lo hace como si estuviera en bonanza”, señaló.

Para los analistas las políticas en materia económica que implementa el gobierno de Juan Orlando Hernández, no lograran mejorar las condiciones de vida de los hondureños y hondureñas ya que esas políticas son focalizadas, y sólo generan clientela política.

Fuente: http://radioprogresohn.net/index.php/comunicaciones/noticias/item/977-gobierno-de-joh-seis-meses-de-pol%C3%ADticas-con-pocos-resultados

, , , , , , , , , , , , ,

Deja un comentario

Gobierno hondureño fracasa en atender a la niñez, según informe

May 06, 2014

La Red de Instituciones por los Derechos de la Niñez, (COIPRODEN), presentó un informe en la capital de la república en el cual afirman que el gobierno ha fracasado en la implementación de políticas públicas encaminadas a proteger a la niñez del país.

Recientemente por parte del gobierno hondureño se creó el programa “Guardianes de la Patria” donde se pretende reclutar a niños y niñas en riesgo social para inculcarles valores éticos y morales.

Según Tomás Andino de Coiproden, manifiesta que el programa “Guardianes de la Patria” refleja el fracaso de una política de Estado, ya que le quita la potestad a las demás instituciones encargadas de velar directamente por esa problemática, por ejemplo, al Instituto Hondureño de la Niñez y la Familia, IHNFA.

Además, reaccionó sobre las muertes de cinco niños en el centro de internamiento de menores, exigiendo a la secretaria de seguridad que realicen bien su trabajo en investigar y capturar a los delincuentes que cometieron estos crímenes, lamentando profundamente que el gobierno de Honduras no muestre interés y voluntad política para resolver esta problemática.

Fuente: http://radioprogresohn.net/index.php/comunicaciones/noticias/item/887-gobierno-hondure%C3%B1o-fracasa-en-atender-a-la-ni%C3%B1ez-seg%C3%BAn-informe

, , , ,

Deja un comentario

Reclutamiento de grupos pandilleros, una hipótesis detrás de muerte de menores

23:35
03
Mayo
2014

Tegucigalpa – Luto, repudio, consternación y asombro, ha dejado en la población hondureña una serie de muertes a menores escolares que han sido dejados asesinados y torturados en las últimas semanas en la colonia La Pradera de San Pedro Sula, al norte de este país centroamericano.

Las dos últimas víctimas en la zona, son Anthony Castellanos Raudales (13) y Kenneth Alejandro Castellanos (7), ambos hermanos y cuyos cuerpos presentaban señales de tortura. No había su familia terminado de enterrar a uno de los hermanos, cuando les avisan del hallazgo del otro cuerpo, luego de haber sido secuestrado por desconocidos.

El comisionado Quintín Juárez, de la Fuerza de Seguridad Interinstitucional Nacional (Fusina), informó a Proceso Digital que evalúan toda la información con que cuentan, al dejar entrever que “algunos miembros de grupos antisociales están pretendido reclutar a menores para que pasen a pertenecer a ellos”.

Especificó que en ocasiones, “los reclutadores permanecen entre dos y tres meses, dándoles drogas, armas y otros objetos para que sean simpatizantes en un primer momento y que después sean miembros activos de estos grupos antisociales”.

Lo anterior, según Juárez, es una de las hipótesis que manejan y que están tratando de desvanecer.

Otra hipótesis es que “puede ser venganza por no participar en estos grupos de delincuentes, hacia los padres por parte de los narcos”, lo cual se mantiene en investigación para confirmarlo o desvirtuarlo.

“Esperamos tener resultados este fin de semana”, dijo el comisionado al acotar que “tenemos muy buenas informaciones”, pero declinó ahondar en las mismas.

El representante de Fusina, alertó a los padres de familia en el sentido de que “sepan en qué ambiente se mueven nuestros hijos”, tras indicar que las edades que indica el patrón de estos crímenes, entre 7 y 15 años, son “perfectas para pertenecer a los grupos criminales y el joven tiene grandes ambiciones de poseer tanto poder adquisitivo de cosas materiales y se ven atraídos (por ello)”.

Obispo se muestra “consternado y aterrado”

A su vez, el obispo auxiliar de la diócesis de San Pedro Sula, monseñor Rómulo Emiliani, tipificó los crímenes de los menores como “algo diabólico”. “Es algo aterrador, no le veo ni pies ni cabeza”, dijo.

“Realmente, los que hayan matado esos niños, tienen que recibir, cuando sean apresados, la pena máxima de la ley, porque no sé cómo se meten con los niños, eso es casi realmente diabólico, sinceramente, no sé qué es lo que está pasando, hay un proceso involutivo, quizás nos estamos animalizando, bestializando”, acotó.

Para Emiliani, Honduras vive una degradación, un empobrecimiento de valores y pareciera que lo que sucede, fuera algo “algo sistemático, no lo puedo entender, sinceramente me duele, estoy consternado, estoy aterrado, esto no puede ser, esto es algo diabólico”.

Por su parte, el jefe de la Policía Militar de Orden Público (PMOP) en la región noroccidental del país, coronel Germán Alfaro, reveló que hace más de un mes habían lanzado una alerta al respecto.

En ese momento, dijo que denunciaron que aproximadamente unos 40 jóvenes en las edades de 10 y 16 años estaban siendo entrenados y reclutados por parte de grupos organizados de delincuencia y pandilleros y “lanzamos la alerta a la par de una campaña llamada “Cuidemos a los niños y jóvenes”, que consiste en actividades preventivas para evitar estos problemas y crear mayor conciencia en los padres para que cuiden a sus hijos”.

A criterio de Alfaro, en La Pradera, donde se han estado registrando los infanticidios, “es un colonia residencial, muy conocida en la zona y muy segura, se protege sola, por eso nos llama la atención cómo es que están ocurriendo esos hechos así en una colonia segura, donde incluso nosotros como fuerzas del orden, para entrar ahí, tenemos que hacer coordinaciones”.

Fiscalía convoca de emergencia

Tras estos crímenes contra menores, el fiscal general del Estado, Óscar Fernando Chinchilla, convocó de emergencia a los diferentes cuerpos de seguridad para obtener información en torno al tema.

El vocero del Ministerio Público en San Pedro Sula, Elvis Guzmán, confirmó a Proceso Digital que “el fiscal general convocó de emergencia a los miembros de la Policía, agentes de investigación y fiscales para que le informen que ha venido pasado, con relación a la muerte de estos menores”.

Detalló que entre los convocados figuran miembros de la Dirección Nacional de Investigación Criminal (DNIC), Policía de Investigación, la Unidad de Muertes de Menores, entre otros.

Doble componente de preocupaciónLuego de salir de su reunión, el fiscal general, dijo que “existen algunos puntos que estamos construyendo que tienen relación con hechos que se han dado apertura”.

Refirió que la muerte de los menores que previamente fueron torturados “es un hecho que genera consternación y rechazo de todos los hondureños. Se está trabajando y quiero que me entiendan que no se pueden revelar algunos avances de las investigaciones”.

Dijo que como Ministerio Público han sido muy lentos a la hora de hablar, pero rápidos para actuar, “no queremos lanzar alguna hipótesis sin tener el sustento, es preocupante que la mayoría de las víctimas sean escolares y esto tiene un doble componente de preocupación”.

Reconoció que una de las hipótesis que maneja la Fiscalía hondureña, es que la muerte de los niños sería ocasionada por pandillas que operan en la zona norte del país, debido a la negativa de las víctimas de integrarse a estos grupos criminales.

El titular del Ministerio Público explicó que “estamos reunidos todos los operadores de justicia para coordinar cuál será el mecanismo de acción en estos casos y corregir los errores que puedan presentarse en el manejo del tema”.

Agregó que la muerte de estos menores es conocida por los miembros que integran el Consejo de Defensa y Seguridad. “Todos estos casos por la forma en que se cometen corresponden a estructuras complejas y para poder desmantelarlas demanda un esfuerzo completo del Estado”, argumentó.

El funcionario explicó que investigan varias hipótesis para determinar la causa que origina la muerte violenta de los menores. “Tengo confianza en el trabajo que hacen los operadores a nivel nacional, estamos aquí (San Pedro Sula) para acompañarlos porque cuando asumí la titularidad del Ministerio Público dije que no les iba a pedir a los fiscales algo que no estuviera dispuesto a hacer”, apuntó.

Guardianes de la Patria busca alejarlos del riesgo

El jefe del Estado Mayor Conjunto de las Fuerzas Armadas, Fredy Santiago Díaz Zelaya, lamentó la muerte de niños en la colonia La Pradera de San Pedro Sula y añadió que “es una preocupación que tenemos”.

A renglón seguido subrayó que “por eso ese programa ‘Guardianes de la Patria’ que nos permite alejar a la niñez y alguna juventud que está en riesgo”.

Rememoró que este esquema tiene más de 11 años porque comenzó en 2002 y que hoy hemos renovado esfuerzos para que todas las unidades del instituto castrense podamos contar con este proyecto”.

Actualmente algunos sectores se han pronunciado en contra de “Guardianes de la Patria”, lo que ha abierto el debate en Honduras, debido a que un bloque de organizaciones de sociedad civil, catalogan el mismo como “político militar”, mientras que las Fuerzas Armadas de este país, responsables del desarrollo del esquema, afirman que el mismo contribuirá a prevenir la violencia y a fortalecer principios y valores morales de los sectores de la niñez más golpeados por la exclusión.

Fuente: http://www.proceso.hn/2014/05/03/Reportajes/Reclutamiento.de.grupos/85941.html

, , , , , , ,

Deja un comentario

Cien mil niños serán preparados por FF AA

Martes 29 de abril de 2014

11:00 pm  – Redacción   

No reciben adiestramiento militar, afirma Ministro de Defensa. Conadeh envía delegados a los batallones para entrevistar a los menores y sus padres. EE UU pide informar a la sociedad civil.

A los niños y jóvenes en los batallones se les enseñan los valores cívicos, pero lo importante es no ideologizarlos, según el comisionado de los DD HH.

A los niños y jóvenes en los batallones se les enseñan los valores cívicos, pero lo importante es no ideologizarlos, según el comisionado de los DD HH. ()

Tegucigalpa,

Honduras

El gobierno, a través de las Fuerzas Armadas (FF AA), pretende “reclutar” unos cien mil jóvenes como “guardianes de la Patria” como parte de una política preventiva en materia de seguridad, dijo el ministro de Defensa, Samuel Reyes.

El funcionario aseguró que este programa “no está diseñado para lo que mencionan algunas organizaciones de sociedad civil cuando dicen que es un programa diseñado para adiestramiento militar”.

Otras instituciones como Bomberos y Cruz Roja tienen programas similares, mediante los cuales instruyen a los niños para ser personas ejemplares ante la sociedad.

“En ningún momento, de hecho los jóvenes no tienen contacto con armamentos, no tienen adiestramiento militar, simplemente es abrir las instalaciones militares y utilizar recursos que tenemos en nuestras Fuerzas Armadas”, explicó.

Los programas preventivos se hacen en combinación con otros miembros de la sociedad como iglesias, organizaciones no gubernamentales, padres de familia y personas especializadas en el trato a jóvenes y niños.

El propósito es “ayudar a los niños en el fortalecimiento espiritual, en el fortalecimiento de valores, de principios, que les permita a estos jóvenes y a estos niños ser personas productivas a la sociedad”, explicó Reyes.

Dijo que el plan consiste en atraer unos 25 mil niños por año hasta completar cien mil en el curso de los cuatro años del gobierno.

Este tema ha provocado la preocupación del Comisionado Nacional de los Derechos Humanos, Roberto Herrera Cáceres, quien todos los fines de semana manda personal a los batallones a constatar lo que están haciendo las Fuerzas Armadas con los niños y jóvenes.

“Ahí estamos entrevistando a los niños, a los padres y una vez que tengamos toda la información vamos a convocar a la sociedad civil, al sector militar y al sector gobierno para dialogar”, dijo el comisionado.

“Los niños no son objeto, los tratan como objeto cuando los ideologizan”, agregó.

Herrera Cáceres enfatizó que él pretende cambiar el esquema de tratar el tema de derechos humanos.

“Lo que uno tiene que hacer es salir de esa forma en que se han tratado los derechos humanos aquí, bajo enfoque ideologizados. Lo que tenemos que buscar es el interés superior del niño, la responsabilidad que han puesto los padres, el compromiso de que todo se haga dentro de un marco del Estado democrático de derecho”, dijo.

Por su parte, la embajadora de Estados Unidos, Lisa Kubiske, pidió al gobierno, a las Fuerzas Armadas, a tener una buena comunicación con la sociedad civil en este caso que se están utilizando a los niños en los batallones.

“Es conveniente que haya buena comunicación entre los militares y la sociedad civil para explicar exactamente lo que es”, exhortó. “Debe ser un programa para jóvenes en riesgo y pueda ser que no haya razón para dudar, pero no se va a saber si no hay diálogo”, afirmó la jefa de la misión diplomática.

Fuente: http://www.elheraldo.hn/Secciones-Principales/Pais/Cien-mil-ninos-seran-preparados-por-FF-AA

, , , , , , , , ,

Deja un comentario

FFAA niegan que proyecto militarice la mente de niños

Miércoles, 23 Abril 2014 23:58

 Actualmente, entre 50 y 100 niños y niñas de barrios pobres de las principales ciudades del país están en las distintas unidades militares como parte del proyecto Guardianes de la Patria.

Actualmente, entre 50 y 100 niños y niñas de barrios pobres de las principales ciudades del país están en las distintas unidades militares como parte del proyecto Guardianes de la Patria.
San Pedro Sula, Honduras

El vocero de las Fuerzas Armadas de Honduras, coronel José Antonio Sánchez Aguilar, negó ayer que con el proyecto Guardianes de la Patria se pretenda militarizar la mente de los niños y jóvenes que la integran, y que se les violente sus derechos, sino que la iniciativa es para inculcarles valores y evitar que éstos sean reclutados por el crimen organizado y narcotráfico.

El militar reaccionó de esta manera, luego que varias organizaciones defensoras de derechos humanos de los niños y sociedad civil, solicitaron en conferencia de prensa al presidente, Juan Orlando Hernández, que suspenda el programa Guardianes de la Patria, quien es uno de los propulsores del mismo.

 “Respetamos lo que opinan estas organizaciones, pero en ningún momento con el proyecto Guardianes de la Patria nosotros estamos militarizando ni cambiando la mentalidad de nuestros jóvenes; lo que estamos haciendo es ayudando con principios y valores a los jóvenes para que puedan encontrar un mejor derrotero y que no sean reclutados por el crimen organizados y el narcotráfico”, dijo el coronel Sánchez Aguilar.

El oficial manifestó que el objetivo específico del proyecto es “fortalecer el desarrollo físico mental de los jóvenes; inculcar principios y valores y despertar el interés por la educación; no estamos violentando ningún campo de responsabilidad y ellos —los defensores de los niños— podrán presentar la solicitud que quieran, pero creo que el programa ha dado sus resultados y sus frutos y no estamos haciendo nada ilegal”.

Según el militar, las Fuerzas Armadas trabajan con jóvenes desde hace 10 años, cuyos resultados son positivos y aseguró que ellos no violentan ningún derecho de los niños y los jóvenes, y sus acciones están enmarcadas en el artículo 274 de la Constitución de la República.

El militar resumió el párrafo constitucional y dijo que “la juventud es prioridad y de interés nacional para el Estado, para tomar las medidas de prevención y poder así reducir los espacios de reclutamiento del crimen organizado y del narcotráfico y rescatar a los jóvenes de las garras de la criminalidad, principalmente a los jóvenes de 12 a 18 años”.

Fuente: http://www.tiempo.hn/portada/noticias/ffaa-niegan-que-proyecto-militarice-la-mente-de-ninos

, , , ,

Deja un comentario

Exigen eliminar programa “Guardianes de la Patria”

Miércoles, 23 Abril 2014 23:59

Representantes de las 34 organizaciones que integran COIPRODEN manifestaron que el caso será denunciado internacionalmente, si no atienden su petición.

Representantes de las 34 organizaciones que integran COIPRODEN manifestaron que el caso será denunciado internacionalmente, si no atienden su petición.
San Pedro Sula, Honduras

La Coordinadora de Instituciones Privadas Pro las Niñas, Niños, Adolescentes, Jóvenes y sus Derechos (COIPRODEN) exigió ayer al presidente Juan Orlando Hernández que suspenda el programa Guardianes de la Patria, y que manejan los militares, porque lo consideran violatorio a los derechos de los menores. 

En conferencia de prensa, representantes de COIPRODEN, entre ellos Wilmer Vásquez; Guadalupe Ruela; Lilian Mejía; Roberto Bussi; Laura Rey y Denis Osorio, leyeron un pronunciamiento en el cual plasmaron las razones por las cuales piden al mandatario que se elimine el programa antes descrito. 

Con el programa Guardianes de la Patria, el gobierno pretende para este año, que unos 25 mil niños en riesgo social y sin ninguna oportunidad en la vida, sean instruidos en las unidades militares para que estudien, e infundirles valores cristianos, morales y patrios,   pero hay varias organizaciones que se oponen al proyecto por considerar que el mismo es una forma encubierta de reclutamiento militar.

“La Coordinadora (…) se opone a la implementación del programa Guardianes de la Patria por transgredir los derechos de las niñas, niños y adolescentes de Honduras”, dijo Wilmer Vásquez durante la lectura del comunicado.

Además, el proyecto viola las disposiciones contenidas en la Convención sobre los Derechos del Niño, indicó.

El desacuerdo de COIPRODEN con el proyecto que involucra a los niños, según sus representantes, es “por su falta de madurez física y mental, necesita protección y cuidados especiales procurando que éstos se desarrollen y sean educados en condiciones de paz, lo cual se contraviene con el desarrollo del programa “Guardianes de la Patria”.

MISION CONSTITUCIONAL
Los defensores de los niños indicaron que los militares tienen una misión constitucional específica y totalmente diferente a lo previsto en el referido programa; “por consiguiente corresponde a los padres, representantes legales, sistema educativo, iglesias y otras instituciones, fomentar el amor a la patria en los niños y adolescentes; la generación de valores, la promoción de una cultura de paz y la instrucción para formar ciudadanos de bien, y no a las Fuerzas Armadas”.

Los entrevistados agregaron que de conformidad con el Código de la Niñez y la Adolescencia, “rescatar a los niños o niñas en situación de riesgo social corresponde a los Juzgados de la Niñez y la Adolescencia y al Instituto Hondureño de la Niñez y la Familia (IHNFA)” y que las Fuerzas Armadas deben colaborar con estas instituciones pero como auxiliares, porque no es de su competencia hacerlo de manera directa.

La red COIPRODEN demandó al presidente Hernández instruir a sus subalternos en la Secretaría de Defensa y del Estado Mayor Conjunto de las Fuerzas Armadas, para que “suspendan de inmediato el programa Guardianes de la Patria y que en lugar de invertir recursos en las Fuerzas Armadas para esa finalidad se eleve el presupuesto a las instituciones estatales que tienen como misión la atención de la niñez y adolescencia vulnerable, para satisfacer sus necesidades técnicas y financieras.

Fuente: http://www.tiempo.hn/portada/noticias/exigen-eliminar-programa-%E2%80%9Cguardianes-de-la-patria%E2%80%9D

, , , ,

Deja un comentario

Rechazan programa militarista dirigido a la infancia en Honduras

PDF Imprimir E-Mail
programa Guardianes de la Patria en HondurasTegucigalpa, 16 abr (PL) Casa Alianza rechazó hoy el programa Guardianes de la Patria, con el cual las Fuerzas Armadas de Honduras pretenden inculcar principios y valores a 25 mil infantes y jóvenes que viven en riesgo social.

La organización humanitaria manifestó su indignación porque los menores en edad escolar asistan a los batallones, “cuando la militarización de la niñez y juventud no es la mejor manera de fomentar y promover valores humanos, cívicos y morales”.

A juicio de los defensores de la infancia, tales acciones abren una puerta a la violación de los derechos humanos de ese segmento de la población, consagrados en la Constitución de la República y en instrumentos jurídicos internacionales.

“Los efectos que se ven a mediano plazo con la aplicación de estas medidas no son nada prometedores, al aplicar la misma receta, sin duda se obtendrán los mismos resultados; más violencia y más sufrimiento para la niñez y la familia hondureña”, afirma Casa Alianza en un comunicado.

El texto critica, además, que durante las últimas décadas la respuesta a cada problema nacional siempre sea la misma: la militarización.

También alude al incremento progresivo de los niveles de violencia en Honduras y cuestiona a las autoridades por responder a ello con “una campaña publicitaria gubernamental alejada del dolor del pueblo”.

“Cada día, más niños, niñas y jóvenes son víctimas de la violencia y de la muerte, sin que el gobierno de muestras positivas en cuanto a abordar el problema de forma integral y mucho menos de invertir su inteligencia y voluntad política para reducir el número de muertes violentas”, denuncia.

Guardianes de la Patria está dirigido a los comprendidos entre cinco y 21 años de edad, localizados en barrios y colonias con altos índices de delincuencia.

Según las Fuerzas Armadas, los interesados se inscriben de manera voluntaria al proyecto, presuntamente orientado a procurar el alejamiento de la niñez de la criminalidad y de pandillas o bandas del crimen organizado que los usan para cometer fechorías.

El plan contempla la sistematización de las visitas sabatinas de los seleccionados a unidades militares, para ser instruidos en diferentes temáticas, en consonancia con su rango etario.

Datos oficiales dan cuenta de la existencia de 500 mil menores de 21 años en riesgo social en Honduras, considerado el más pobre de Centroamérica con 61,9 por ciento de la población en situación precaria, acorde con el informe Estado de la Región 2013.

acl/ism


Fuente: http://www.prensa-latina.cu/index.php?option=com_content&task=view&idioma=1&id=2586381&Itemid=1

, , , ,

Deja un comentario

La postura del Congreso no puede ser religiosa

Lunes 07 de abril de 2014

11:18 am  – Redacción   

El diputado del Pac negó que ese instituto político esté impulsando el plebiscito para dirimir la polémica en torno a la píldora del día después, pero dijo que esa puede ser una opción.

Pese a sus propias creencias, el diputado del Pac, Rafael Padilla consideró que en el CN no puede haber una postura religiosa y se pronunció a favor del plebiscito para tomar una decisión sobre la PAE.

Pese a sus propias creencias, el diputado del Pac, Rafael Padilla consideró que en el CN no puede haber una postura religiosa y se pronunció a favor del plebiscito para tomar una decisión sobre la PAE. (Redacción)

Tegucigalpa,

Honduras

El diputado del Partido Anticorrupción Rafael Padilla  negó que ese instituto político sea el promotor del plebiscito para decidir si se declara legal la Píldora Anticonceptiva de Emergencia (PAE ), pero consideró que este es un instrumento que se puede utilizar para llegar a un consenso.

Padilla aclaró que profesa la religión católica, que fue criado en el Instituto Salesiano San Migue l, que es una organización católica, pero consideró que “las posiciones al interior del Congreso Nacional  no pueden ser de carácter religioso”.

Opinó que “debe haber libertad de pensamiento en el mundo secular, en el mundo civil, nosotros como diputados debemos respetar todas las decisiones, los que creen en el aborto, lo que no creen, los que creen en la sexualidad y los que  no creen, los que son izquierdistas y los que son derechistas”.

Padilla reconoció que ningún diputado quiere asumir esa responsabilidad porque el aborto, las pastillas y la sexualidad son un “tema de conciencia que va en las fibras más íntimas de cada persona”.

En ese sentido, consideró que el plebiscito, contenido en la Constitución de Honduras , es una opción para que las personas interesadas puedan utlizarlo.

“Quiero destacar el hecho que nosotros tenemos un altísimo concepto de lo que representa el cardenal Rodríguez   en Hondura s y respetamos muchísimo su opinión”, señaló el legislador.

Sin embargo, en el caso en particular, se puede utilizar este instrumento para unir a Honduras , para que haya una sociedad homogénea, donde se escuchen todas las posiciones para llegar a una decisión.

“No promovemos el plebiscito, solo es una herramienta que está, no promovemos la píldora, no promovemos el aborto, pero ante la duda del país, hemos hecho la aseveración”.

Así como el plebiscito puede ser usado para consultar sobre la PAE, también puede ser utilizado para consultar a la población hondureña si está de acuerdo con que “niños menores sean reclutados para formar parte del programa Guardianes de la Patria , para que no sea algo unilateral de parte del gobierno, porque los niños nunca deben ser condicionados”.

Para el diputado del Pac se debe respetar el pensar de los hondureños, sin imponer nada, para que “cada quien encuentre la verdad, porque la verdad no es algo que se pueda imponer, ni puedo condicionarla, ni exigirla, mo puedo obligar a una persona a pensar como yo pienso”.

Sostuvo que “nosotros defendemos la vida, estamos en contra del aborto,y creemos que la mujer es fundamental para tomar la decisión, me hago a un lado, porque creemos que las mujeres deben llevar la decisión sobre la vida y la planificación, ese es un un tema muy femenino”.

Fuente: http://www.elheraldo.hn/Secciones-Principales/Pais/La-postura-del-Congreso-no-puede-ser-religiosa

, , , , , , , ,

Deja un comentario

Organizaciones rechazan programa “Guardes de la Patria”

Abr 04, 2014

Mientras las Fuerzas Armadas aseguran que el programa Guardianes de la Patria servirá para inculcar a la niñez y juventud valores y principios que conduzcan a reducir los índices de criminalidad y violencia en el país, muchas organizaciones y analistas salen al paso asegurando que esto se convertirán en una forma de adoctrinamiento militar disfrazado, como parte del proceso de remilitarización que enfrenta el país.

Las autoridades de la organización no gubernamental Casa Alianza creen que no es correcto que los militares asuman funciones que no les corresponde. El director de programas, el doctor Ubaldo Herrera, dijo a Radio Progreso que las acciones de los militares para reclutar a niños y niñas no son nuevas.

Por su parte la comisionada de la policía María Luisa Borjas dijo que “eso lo han querido disfrazar con un movimiento patriótico, porque incluso se llama guardianas de la patria; donde supuestamente a los jóvenes y niños se les van a imprimir valores y una orientación patriótica, pero esa no es función de las Fuerzas Armadas, esa es función del Ministerio de Educación”, dijo Borjas.

La comisionada en condición de retiro agregó “en el Ministerio de Educación lejos de fortalecerlo, lejos de brindar el material didáctico y mejorar la infraestructura, están haciendo todo lo contrario, haciendo una guerra a los docentes; imagínese, usted, que hasta la clase de moral y cívica que era donde se imprimían valores, los actos cívicos, la exaltación a los próceres, a los símbolos patrios, todo eso ha sido eliminado de los programas de estudio, entonces por un lado las entidades gubernamentales que tienen la obligación de dar este servicio y está orientación a los jóvenes se inhibe de hacerlo para darle realce a las Fuerzas Armadas, con esto lo que están haciendo es levantándole el perfil a las Fuerzas Armadas”.

El director del Colectivo Pro Defensa de los Derechos de los Niños en Honduras COLPRODENH, Wilmer Vásquez, manifestó a los medios de comunicación que el reclutamiento de menores para ese programa  es incitar a los menores el uso de las armas, lo que es una situación peligrosa porque lejos de reducir la criminalidad será exponer a los infantes a la violencia.

Fuente: http://radioprogresohn.net/index.php/comunicaciones/noticias/item/839-organizaciones-rechazan-programa-%E2%80%9Cguardes-de-la-patria%E2%80%9D

, , , , , ,

Deja un comentario