Entradas etiquetadas como COPINH

El documental Guardiana de los ríos muestra la lucha de Berta

Es común decir que en Honduras no se hace mucho periodismo que logre traspasar las fronteras, Berta Cáceres y Guardiana de los ríos

Origen: El documental Guardiana de los ríos muestra la lucha de Berta

Anuncios

, , ,

Deja un comentario

Honduras: “The State and the extractive economic model are responsible for the assassination of Berta”

Origen: https://nicaraguaymasespanol.blogspot.ch/2016/09/honduras-state-and-extractive-economic.html

, , ,

Deja un comentario

Comunicador de Radio Comunitaria del COPINH sufre detención arbitraria

Origen: http://www.clibrehonduras.com/alerta/comunicador-de-radio-comunitaria-del-copinh-sufre-detención-arbitraria

, , ,

Deja un comentario

ALERTA – DETIENEN A MIEMBRO DEL COPINH Y SE CONVOCA UN PLANTON HOY EN TEGUCIGALPA PARA EXIGIR CASTIGO PARA LOS FUNCIONARIOS QUE AUTORIZARON EL PROYECTO AGUA ZARCA

Origen: https://copinhonduras.blogspot.ch/2016/09/alerta-detienen-miembro-del-copinh-y-se.html

, , ,

Deja un comentario

ATIC captura a hombre que supuestamente disparó contra Gustavo Castro, acompañante de Berta Cáceres

Por: Redacción CRITERIO redaccion@criterio.hn Tegucigalpa.-La Agencia Técnica de Investigación Criminal (ATIC) capturó este jueves a Elvin Heriberto Rápalo Orellana alias el “Comanche”, por haber disparado supuestamente contra Gustavo Castro, acompañante de Berta Cáceres el día en que la lideresa indígena y ambientalista fue asesinada en la ciudad de La Esperanza, en el occidental departamento […]

Origen: ATIC captura a hombre que supuestamente disparó contra Gustavo Castro, acompañante de Berta Cáceres Por: Redacción CRITERIO – CRITERIO

, , , ,

Deja un comentario

Reclaman que ex alto funcionario vaya a la cárcel por haber autorizado represa Agua Zarca

TEGUCIGALPA, HONDURAS El Consejo Cívico de Organizaciones Populares e Indígenas de Honduras (Copinh), exigió hoy que se aplique todo el peso de la ley al ex subsecretario de Recursos Naturales, Jon…

Origen: Reclaman que ex alto funcionario vaya a la cárcel por haber autorizado represa Agua Zarca

, ,

Deja un comentario

Posponen y reprograman la Audiencia Preliminar para ex viceministro de la SERNA por Caso Agua Zarca

Un juez con jurisdicción nacional pospusó y reprogramo la Audiencia Preliminar para ex viceministro de la Secretaría de Recursos Naturales y Ambiente (SERNA),Marco Jonathan Laínez Ordóñez, quien es señalado por el Ministerio Publico (MP) por haber otorgado ilegalmente la licencia ambiental del proyecto hidroeléctrico Agua Zarca, ubicado sobre el Río Gualcarque, territorio del pueblo indígena Lenca. La Audiencia se reprogramo para el próximo 8 de septiembre del año en curso, informaron autoridades de los juzgados.

Origen: Posponen y reprograman la Audiencia Preliminar para ex viceministro de la SERNA por Caso Agua Zarca

, , ,

Deja un comentario

Poder económico y político continúa atropellando la memoria de Berta Cáceres

Por: Redacción CRITERIO redaccion@criterio.hn Tegucigalpa.-Los familiares de la líder indígena y ambientalista, Berta Cáceres, continúan denunciando los atropellos de los que son víctimas por parte de los grupos económicos, en alianza con políticos que detentan el poder del Estado hondureño. Los desmanes se evidencian, según Olivia Marcela Zúniga Cáceres, (hija de Berta), en una permanente […]

Origen: Poder económico y político continúa atropellando la memoria de Berta Cáceres – CRITERIO

, ,

Deja un comentario

A pocos días de presentarse documento que reconstruye la memoria histórica de Rio Blanco

Origen: A pocos días de presentarse documento que reconstruye la memoria histórica de Rio Blanco

, , , ,

Deja un comentario

Blood in Honduras, Silence in the United States

Honduran indigenous and environmental rights leader Berta Cáceres, who was assassinated by masked gunmen in the spring, had long lived under the shadow of threats, harassment, and intimidation. The slain leader of the Civic Council of Popular and Indigenous Organizations of Honduras (COPINH) was gunned down in her home in La Esperanza on March 3 after months of escalating threats. She was killed, it appears, for leading effective resistance to hydroelectric dam projects in Honduras, but she understood her struggle to be global as well. For Cáceres, the fight to protect the sacred Gualcarque River and all indigenous Lenca territory was the frontline in the battle against the unbridled transnational capitalism that threatens her people. She felt that as goes the Gualcarque River, so goes the planet. Her assassination sent shockwaves through the Honduran activist community: if an internationally-acclaimed winner of the Goldman Environmental Prize can be slain, there is little hope for anyone’s safety.

The Agua Zarca Dam, which put Cáceres in the crosshairs, is one of many to have been funded by foreign capital since the 2009 Honduran military coup. The ousted president, Manuel Zelaya, had alarmed the country’s elites—and their international allies—with his support of agrarian reforms and increased political power for laborers and the disenfranchised. After his removal, the Honduran government courted investors, declaring in 2011 that Honduras was “open for business.” Among the neoliberal reforms it undertook, which included gutting public services and cutting subsidies, the government granted large mining concessions, creating a demand for energy that heightened the profitability of hydroelectric dam projects. The aggressive privatization initiatives launched the government on a collision course with indigenous and campesinocommunities, which sit atop rich natural resources coveted by investors. The ensuing conflicts between environmentalists, traditional landowners, and business interests have often turned lethal.

These killings have taken place in a climate of brutal repression against labor, indigenous, and LGBTI activists, journalists, government critics, and human rights defenders. Cáceres, a formidable and widely respected opposition leader, was a particularly jagged thorn in the side of entrenched political and economic powers. Miscalculating the international outcry the murder would incite, Honduran officials at first couldn’t get their story straight: Cáceres’s murder was a robbery gone wrong, perhaps, or internal feuding within her organization, or a crime of passion. However, activists within and outside Honduras have successfully resisted all efforts to depoliticize Cáceres’s killing.

“It’s like going back to the past,” she said. “We know there are death squads in Honduras.”

Unfortunately, Cáceres’s death was not the first violent assault on COPINH leaders, nor has it been the last. In 2013 unarmed community leader Tomás García was shot and killed by a soldier at a peaceful protest. Less than two weeks after Cáceres was murdered, COPINH activist Nelson García was also gunned down, and just last month, Lesbia Janeth Urquía, another COPINH leader, was killed. Honduran authorities quickly arrested three people for Urquía’s murder, characterizing it as a familial dispute, but members of COPINH dispute this. “We don’t believe in this [official] version,” Cáceres’s successor, Tomás Gómez Membreño, told the Los Angeles Times. “In this country they invent cases and say that the murders have nothing to do with political issues. The government always tries to disconnect so as to not admit that these amount to political killings.”

Urquía was murdered soon after an explosive report in The Guardian in which a former member of the Honduran military said Cáceres’s name was at the top of a “hit list” of activists targeted for killing. The list, he said, was circulated among security forces, including units trained by the United States. The Honduran government vehemently denies these claims, despiteevidence supporting many of the allegations. Cáceres had previously said she was on a list of targeted activists. At a U.S. congressional briefing in April, Honduran human rights activist Bertha Oliva Nativí testified that activists had not faced such dangers since the 1980s. “Now, it’s like going back to the past,” she said. “We know there are death squads in Honduras.”

After an initial investigation into Cáceres’s murder that was tainted by multiple missteps, officials arrested four suspects, including an active member of the military, and later detained a fifth man. But many believe that the orders for her murder were issued higher up the chain of command, and that the government cannot be trusted to police itself. However, state officials have refused calls for an independent international investigation.

Nonetheless the United States continues to send Honduras security assistance that aids the government in militarizing the “war on drugs” and enforcing the aggressive neoliberal policies Washington favors for the region. Some American lawmakers have been paying close attention, sending letters to the U.S. State Department expressing concern about the role of state security forces in human rights abuses. In a sign of increasing impatience with State Department inaction, Representative Hank Johnson of Georgia and other legislators introduced a bill in Congress on June 14, the Berta Cáceres Human Rights in Honduras Act, which seeks to suspend “security assistance to Honduran military and police until such time as human rights violations by Honduran state security forces cease and their perpetrators are brought to justice.” As the bill’s original cosponsors argued in an op-ed in The Guardian, “It’s even possible that U.S.-trained forces were involved in [Cáceres’s] death,” since “one suspect is a military officer and two others are retired military officers. Given this information, we are deeply concerned about the likely role of the Honduran military in her assassination, including the military chain of command.”

As the hit list story broke, State Department spokesperson John Kirby maintained at a June 22 press briefing that “there’s no specific credible allegations of gross violations of human rights” in Honduras. That assertion is contradicted by the State Department’s own 2015 human rights report on Honduras, which documented “unlawful and arbitrary killings and other criminal activities by members of the security forces,” findings echoed by the United NationsThe Guardian reported on July 8 that the State Department is reviewing the hit list allegations, repeating the claim that it had seen no credible evidence to support them. U.S. ambassador to Honduras James Nealon told the Guardian, “We take allegations of human rights abuses with the utmost seriousness. We always take immediate action to ensure the security and safety of people where there is a credible threat.” Under the Leahy Law, the State Department and the Department of Defense are prohibited from providing support to foreign military units when there is credible evidence of human rights violations. Yet the mechanics of compliance with the Leahy law are shrouded by state secrecy, making it difficult to have confidence in the legitimacy of an investigation into the conduct of a close ally. And satisfying Leahy law obligations alone is insufficient. Half of the $750 million in aid that Congress approved in December for Honduras, Guatemala, and El Salvador comes through the Plan of the Alliance for the Prosperity in the Northern Triangle, a package of security and development aid aimed at stemming immigration from Central America. And disbursement of that money is conditioned merely on the Secretary of State certifying that the governments are making effective progress toward good governance and human rights goals.

In the aftermath of Zelaya’s removal, Secretary of State Clinton helped cement the post-coup government.

This is not the first time the Obama administration has undermined human rights in Honduras. In the aftermath of Zelaya’s removal, then Secretary of State Hillary Clinton helped cement the post-coup government. Cáceres herself denounced Clinton’s role in rupturing the democratic order in Honduras, predicting a dire fallout. As historian Greg Grandin told Democracy Now, “It was Clinton who basically relegated [Zelaya’s return] to a secondary concern and insisted on elections, which had the effect of legitimizing and routinizing the coup regime and creating the nightmare scenario that exists today.”  The election held in November 2009 was widely considered illegitimate.

When questioned by Juan González during a meeting with the New York Daily News editorial board in April, Clinton said that Washington never declared Zelaya’s ouster a coup because doing so would have required the suspension of humanitarian aid. In so doing, she relied on the technicality that an aid cutoff is triggered by the designation of a military coup. Therefore the term was never officially used, despite the military’s clear involvement in removing Zelaya from the country. Clinton claimed the legislature and judiciary had a “very strong argument that they had followed the Constitution and the legal precedents,” despite nearly universal condemnation of the coup, including by the United Nations, the European Union, and the Organization of American States. And Clinton’s account is contradicted by then U.S. ambassador to Honduras Hugo Llorens, who concluded in a leaked cable “there is no doubt” that the ouster of Zelaya “constituted an illegal and unconstitutional coup,” a characterization repeated by the State Department many times. Yet the administration stalled the suspension of aid to Honduras, in contrast to much quicker cutoffs following coups in Mauritania (August 2008) and Madagascar (March 2009).

The dire human rights situation in Honduras may receive more attention following Clinton’s selection of Tim Kaine as her running mate. The Virginia senator, who touts the nine months he spent in Honduras as a Jesuit volunteer as a formative experience, has added his voice to those pressuring Secretary of State John Kerry for a thorough investigation into Cáceres’s death. But Grandin argues that Kaine “has consistently supported economic and security policies that drive immigration and contribute to the kind of repression that killed Cáceres.” This critique of U.S. economic policy was recently echoed by one of Cáceres’s four children, Laura Zuñiga Cáceres, who joined a caravan from Cleveland to Philadelphia demanding justice for her mother. She was among those protesting outside the Democratic National Convention, linking Washington’s trade policy with the misery it engenders in Honduras. “We know very well the impacts that free trade agreements have had on our countries,” Zuñiga said. “They give transnational corporations, like the one my mom fought against, the power to protect their profits even if it means passing over the lives of people who defend the water, forest and mother earth from destruction caused by their very own megaprojects.”

Washington is again signaling to Honduras that stability and its own self-interest trump human rights concerns. Historically the United States has been agonizingly slow to cut off support for repressive Latin American governments so long as they advance its geopolitical and economic agenda. But there have been pivotal moments in history when the tide has turned against U.S.-allied repressive states, such as the killing of Jesuit priests in El Salvador in 1989, which spurred international condemnation of the Salvadoran government and prompted Washington to rethink its support. The death of Cáceres should be one of those moments. This time, Washington should act quickly to stop its money from funding human rights abuses in Honduras before more blood is spilled.

Origen: https://bostonreview.net/world-us/lauren-carasik-blood-honduras-silence-united-states

, , , ,

Deja un comentario

CESPAD publicará en septiembre el documento “Río Blanco: una reconstrucción de hechos y experiencias aprendidas en la defensa del Río Gualcarque”

Origen: CESPAD publicará en septiembre el documento “Río Blanco: una reconstrucción de hechos y experiencias aprendidas en la defensa del Río Gualcarque”

, , ,

Deja un comentario

Why a Georgia Congressman is Fighting to Stop Security Aid to Honduras

Rep. Hank Johnson talks about the struggle for human rights and the future of U.S.-Honduras relations.

Origen: Why a Georgia Congressman is Fighting to Stop Security Aid to Honduras

, , , , , , ,

Deja un comentario

“El Estado hondureño es el promotor de todos los proyectos mortíferos para las comunidades indígenas”

El pasado 3 de marzo, el asesinato de la defensora medioambiental Berta Cáceres tuvo una repercusión internacional, sacando a la luz la amplitud de las violaciones de derechos humanos en Honduras. Desde entonces, su hija Bertha Zúñiga y el nuevo coordinador del COPINH Tomás Gómez Membreño siguen luchando para que se haga justicia.

Origen: “El Estado hondureño es el promotor de todos los proyectos mortíferos para las comunidades indígenas”

, , ,

Deja un comentario

COPINH Denuncia Represión en Río Blanco

El COPINH de nuevo se ve en la necesidad de denunciar las constantes amenazas e intimidaciones en contra del pueblo Lenca de la comunidad de Río Blanco que lucha en contra del Proyecto Hidroeléctrico Agua Zarca. En los meses posteriores al asesinato de nuestra Coordinadora General Berta Cáceres, han ocurrido una serie de incidentes y amenazas que reflejan el fuerte clima de violencia y represión en contra de las y los miembros del COPINH que se oponen a la construcción del Proyecto Hidroeléctrico Agua Zarca, estos incidentes están directamente vinculados a miembros de la empresa DESA y los órganos represivos del Estado.
Denunciamos lo siguiente:
El 23 de julio del 2016, alrededor de las 6pm, Alan García, miembro del COPINHquien fue herido por las balas del ejército durante el asesinato de su padre Tomás García hace 3 años, fue amenazado con un arma de fuego; estando en la comunidad un hombre sacó un arma y la apuntó hacia Alan.
En los últimos meses, un grupo de sicarios afiliados a DESA ha llegado a la comunidad de La Tejera, Río Blanco alrededor de la medianoche y ha amenazado de incendiar las casas de los miembros del COPINH mientras duermen.
Integrantes de la organización fueron informados que Jorge Ávila, el jefe de seguridad de DESA, tiene fotos de los miembros del COPINH en Río Blanco con el objetivo de identificarlos y agredirlos, sumado a lo que el mismo Jorge Ávila ha expresado a terceras personas acerca de que va a buscar las casas de ciertos miembros del COPINH para asesinarlos. De igual forma, denunciamos que un trabajador de DESA ha amenazado con matar a Armando Pineda Sánchez, miembro del COPINH.

Denunciamos la colusión de la Policía Nacional con la empresa DESA en reprimir a los miembros del COPINH, especialmente un miembro de la Policía Nacional quien dijo ser trasladado a la zona desde el Bajo Aguán. En Abril, este elemento de la Policía Nacional golpeó a un miembro del COPINH, diciéndole, “estoy acostumbrado a matar gente. No solo a uno he matado, tengo un cementerio. Los COPINHes más fácil se puede matar.” Mientras tanto, el jefe de seguridad deDESA y dos guardias de seguridad de DESA miraron y se burlaron.

En los campos de cultivos que fueron ilegítimamente vendidos a DESA en Río Blanco, siguen las amenazas en contra de los miembros del COPINH quienes están cultivando maíz y frijoles en su tierra ancestral. A finales de junio, fueron rociados con veneno en los cultivos de frijoles de dos miembros del COPINH, destruyendolos. El 23 de mayo, Aquilino Madrid, quien ha sido vinculado conDESA y tiene una larga historia de amenazas en contra de miembros del COPINHque se oponen al Proyecto Agua Zarca, apuntó un rifle hacia un grupo de 25 miembros del COPINH quienes llegaron a trabajar la tierra en la Vega del Achotal. También, amenazó a un menor de edad con hacerle daño si le encontraba. El 10 de junio, apareció otra vez armado en la Vega del Achotal. A pesar de la destrucción de cosechas y las amenazas, el pueblo Lenca sigue cultivando su tierra ancestral que fue ilegítimamente acaparado.

Denunciamos los intentos de silenciar a los que informan a la comunidad internacional sobre la realidad del Proyecto Agua Zarca. Unas semanas después de que Rosalina Domínguez y Francisco Javier Sánchez, líderes del Consejo Indígena de Río Blanco, regresaron de Europa donde exigieron el retiro definitivo de los Bancos FMO y Finn Fund del Proyecto Agua Zarca, en horas de la noche, 4 hombres encapuchados estaban en Río Blanco preguntando por ellos dos.

De igual forma, denunciamos un acto de intimidación a la prensa internacional durante una visita a Río Blanco. Cuando los periodistas viajaban hacia el río Gualcarque por carro, encontraron algunas ramas bloqueando el camino, y aunque pareció extraño, movieron las ramas y siguieron. Después de visitar el río Gualcarque, empezaron su recorrido de regreso y se encontraron que alguien había puesto nuevos troncos de madera en la calle para bloquear el camino. Más arriba, otra vez encontraron el camino bloqueado; alguien había colocado varias piedras de gran tamaño en medio de la calle, no estaban unas horas antes. Este acto de intimidación en contra de la prensa internacional responde a los intereses de quienes no quieren que los medios de comunicación informan sobre la realidad del Proyecto Agua Zarca, un proyecto que ha resultado en muerte y violencia.
El COPINH alerta a la solidaridad nacional e internacional sobre las amenazas en contra el pueblo Lenca de Río Blanco organizado en oposición al Proyecto Agua Zarca. Exigimos la cancelación definitiva del Proyecto Hidroeléctrico y el retiro inmediato y definitivo de todos los bancos que financian al proyecto Agua Zarca.
Exigimos al Banco Centroamericano de Integración Económica (BCIE), el FMO y el Finn Fund que se cancelen definitivamente sus préstamos al Proyecto Agua Zarca. Expresamos nuestra solidaridad con el pueblo Ngäbe Bugle de Panamá, quienes también están defendiendo su territorio ante otro proyecto financiado por el Banco FMO, el Proyecto Hidroeléctrico Barro Blanco. Hacemos un llamado a que el FMO y todos los bancos dejen de invertir en proyectos que violan los derechos de los pueblos Indígenas, especialmente el derecho a la consulta libre, previa e informada.
De igual forma, denunciamos que Deutsche Bank Trust Company Americas, registrado en Wall Street, Nueva York, es el Agente de Garantía Fuera de Plaza para el Proyecto Agua Zarca y de igual manera tiene responsabilidad en todas las violaciones a los derechos humanos al pueblo Lenca desde el establecimiento del proyecto hidroeléctrico, incluyendo el asesinato de nuestra lideresa Berta Cáceres.

Exigimos que los bancos cancelen de inmediato su relación con el Proyecto Hidroeléctrico Agua Zarca. Ya son demasiados los asesinatos de miembros delCOPINH quienes defienden el Río Gualcarque. No queremos mas amenazas ni asesinatos.

El COPINH reafirma la lucha por la vida en defensa del Río Gualcarque, un río sagrado donde el espíritu de nuestra Berta vive, junto con los espíritus de las niñas y todos los mártires de Río Blanco.
Exigimos la cancelación inmediata y definitiva del Proyecto Agua Zarca.
Alto a la represión contra el COPINH y el pueblo Lenca.
No queremos más asesinatos por defender el Río Gualcarque.
La Esperanza, Intibuca, 27 de julio de 2016

Con la fuerza ancestral de Berta, Iselaca, Etempica y Mota se levantan nuestras voces llenas de Vida, Justicia, Paz, Dignidad y Libertad.

¡Berta vive la lucha sigue!

COPINH

https://copinhonduras.blogspot.fr/2016/07/copinh-denuncia-represion-en-rio-blanco.html

, ,

Deja un comentario

Frente al asesinato de Lesbia Janeth Urquía Urquía

Frente Feminista de los Movimientos Sociales del ALBA
2016-07-12 17:00:00

Frente al asesinato de Lesbia Janeth Urquía Urquía, del COPINH, las feministas integrantes de los movimientos sociales del ALBA gritamos con Berta Cáceres: ¡Despertémonos, humanidad!

Desde el Frente Feminista de los Movimientos Sociales del Alba expresamos nuestro dolor e indignación ante el femicidio de la hermana del COPINH (Consejo Cívico de Organizaciones Populares e Indígenas de Honduras) Lesbia Janeth Urquia Urquia, quien fue brutalmente asesinada el martes 5 de julio en el Municipio de Marcala, La Paz.

Nos resulta intolerable que se siga matando a las defensoras de la vida, a las mujeres del pueblo, a quienes han puesto sus esfuerzos para hacer más habitable nuestro mundo.

Janett era una luchadora contra las represas y en defensa de la vida; una destacada dirigente comunitaria, y cuidadora de los bienes comunes y de los derechos indígenas.

Tenía 49 años, y era madre de dos hijas y un hijo, a quienes les hacemos llegar nuestro abrazo y toda nuestra solidaridad. Sepan que su mamá, Janeth, seguirá presente en todas nuestras luchas en el continente.

En estos meses su lucha junto a la de la comunidad, tenía como objetivo defender los ríos, evitar su concesionamiento y privatización, y especialmente frenar la construcción de la represa Aurora 1 del Muncipio de San José, proyecto en el cual tiene vinculación directa la presidenta del Partido Nacional y vicepresidenta del Congreso Nacional Gladys Aurora López.

Este hecho se produjo, además, en el marco de una jornada de “consulta” que se realizó en Marcala, por parte del gobierno asesino de Honduras, sobre el proyecto de ley de aprobación del mecanismo de la consulta previa, libre e informada a las comunidades indígenas, y cuando se preparaba una nueva consulta, a realizarse este domingo en Santa Elena, La Paz, sobre la construcción de otra represa, promovida por el pueblo lenca.

El asesinato de Janeth, es un nuevo golpe a las defensoras de los ríos y territorios de Nuestra América. En este año hemos sufrido el asesinato de la compañera Nilce de Souce del MAB (Movimiento de Afectados por las Represas) de Brasil, y hace 4 meses el asesinato de Berta Caceres, coordinadora general del COPINH, así como también de otros/as defensores y defensoras de los derechos de nuestros pueblos asesinados por este sistema capitalista patriarcal y colonial, que pretende detener la lucha de las mujeres y de los pueblos, desparramando el terror y la muerte. Con el femicidio a defensoras, se pretende atemorizar a las mujeres, para que no participemos en la defensa de la vida, limitando nuestro ejercicio de autonomía y participación.

Las feministas del continente nuestroamericano decimos que no nos van a detener. Que nuestra lucha es por la vida, y por ello seguiremos andando, cada vez más juntas, cada vez más firmes.

Denunciamos al gobierno de Honduras por este nuevo femicidio.

Exigimos que cese la persecución y los asesinatos a las compañeras y compañeros del COPINH.

Llamamos a las mujeres de nuestros pueblos a movilizarnos para exigir justicia verdadera, y para que se termine con esta impunidad.

Hacemos nuestras las palabras de nuestra querida hermana, Berta Cáceres: Despertémonos humanidad.

 

Argentina

Confluencia Movimiento Popular La Dignidad – Katari

Congreso de los Pueblos de Colombia – Capítulo Argentina

Equipo de Educación Popular Pañuelos en Rebeldía

Frente Popular Darío Santillán

Frente Popular Darío Santillán Corriente Nacional

Marcha Patriótica de Colombia – Capítulo Argentina

Seamos Libres

 

Colombia

Confluencia de mujeres para la acción pública

Movimiento Social y Político Congreso de los Pueblos

Movimiento Político y Social Marcha Patriótica

 

Costa Rica

MAIZ – Movimiento Alternativa de Izquierdas

 

Guatemala

Alianza Política Sector de Mujeres de Guatemala

 

Honduras

Frente Nacional de Resistencia Popular

Red de Defensoras

Plataforma del movimiento social y popular de Honduras

 

México

Jóvenes ante la emergencia nacional

Comité 68

 

Paraguay

CONAMURI

 

Puerto Rico

Movimiento de Agroecología Popular

 

Venezuela

Araña Feminista.

Gioconda Mota.

Alba Carosio

ALBA TV

Escuela de feminismo popular, identidades y sexualidades revolucionarias

Colectivo tinta violeta

 

Canadá

Círculo bolivariano Louis Riel.

Red de Solidaridad con Latinoamérica y el Caribe (LACSN)

 

Origen: http://www.movimientos.org/es/content/frente-al-asesinato-de-lesbia-janeth-urqu%C3%ADa-urqu%C3%ADa

, , ,

Deja un comentario

Lesbia Yaneth Urquía: Más sangre derramada en Honduras. Asesinan a otra destacada luchadora social

Una multitud de hondureños y hondureñas dio su último saludo a Lesbia Yaneth Urquía, una incansable dirigente comunitaria asesinada el 5 de julio por su lucha contra el modelo extractivista y la expansión de los proyectos hidroeléctricos en el departamento de La Paz, al oeste de Honduras.

Lesbia Urquía, de 49 años, había salido de su casa con su bicicleta el martes pasado y no había regresado. Su cuerpo fue hallado el siguiente día en un basurero municipal de la ciudad de Marcala, con múltiples heridas cortantes en la cabeza y otras partes del cuerpo.
La destacada activista y dirigente indígena lideraba una fuerte lucha en defensa de los bienes comunes de la naturaleza, ante el avance de las políticas de concesionamiento y privatización de los ríos en el departamento occidental de La Paz.

Vinculada al Consejo Cívico de Organizaciones Populares e Indígenas de Honduras (Copinh), cuya lideresa y coordinadora Berta Cáceres también fue asesinada el pasado 2 de marzo, Urquía y las comunidades Lencas de la zona estaban llevando adelante una oposición férrea al proyecto hidroeléctrico Aurora 1.

, ,

Deja un comentario

Los productores de energía renovable lamentan acciones del COPINH

Productores de energía renovable lamentan atraso de proyectos a causa del Consejo Cívico de Organizaciones Populares e Indígenas de Honduras (COPINH). Lo anterior lo confirmó Elsia Paz, ex presidenta de la Asociación de productores de energía renovable, quien agregó que se han estancado empleos en las zonas de Marcala. “Lo único que buscan estos grupos es el caos, violencia y postergar aún más el desarrollo de las comunidades”, mencionó

Origen: Los productores de energía renovable lamentan acciones del COPINH

,

Deja un comentario

It happened again in Honduras

It happened again in Honduras.

It happened again in Honduras. Another environmental activist has been murdered.

Yaneth Urquia, a 49-year-old mother of three, was a member of COPINH, an indigenous rights group that was co-founded by my aunt Berta Cáceres, who was also murdered for her activism.

Authorities claim Yaneth’s murder was either a robbery gone awry, an extortion case, and/or a family dispute. Basically anything to make it seem like it wasn’t a politically motivated killing.

Yaneth’s body was found near a garbage dump, with severe injuries to her head.

Origen: It happened again in Honduras

, , ,

Deja un comentario

Vicepresidenta del Congreso amenaza con demandas ante pronunciamientos públicos y uso de redes sociales

Alerta 123-16 | Honduras, viernes 08 de julio de 2016
Comité por la Libre Expresión (C-Libre). La presidenta del Partido Nacional y vicepresidenta del Congreso Nacional, Gladys Aurora López, amenazó con demandar a organizaciones y a personas que publicaron en las redes, pronunciamientos sobre sus posibles vinculaciones con el asesinato de la líder comunitaria y ambiental, Lesbia Yaneth Urquía Urquía.
En una declaración desde su curul de miembro directiva de la Cámara Legislativa, López manifestó que  “en un afán destructivo han hecho comunicados y señalamientos en las redes hacia mi persona, a fin de que no quede ninguna duda de mi deseo de justicia, he girado instrucciones a mi abogado marco Antonio Zelaya, para que después de un análisis de estos comentarios mal intencionados presente las acciones legales pertinentes conforme a derecho contra quienes lo hayan hecho”.
El cuerpo inerte de Urquía fue encontrado el pasado 6 de julio, cerca del botadero de basura del municipio de Marcala, departamento de La Paz, en el lugar denominado como “mata mulas”. El dictamen oficial del Ministerio Público señaló que el cuerpo presentada “un trauma encéfalo craneal abierto, producido por un objeto contuso cortante”.
La hipótesis inicial de la Policía Nacional fue el robo de la bicicleta que servía de transporte a la víctima, sin embargo este vehículo apareció el jueves en una hondonada de la zona.
Según el Consejo Cívico de Organizaciones Populares e Indígenas de Honduras (COPINH), la víctima estaba vinculada a la organización indígena “desde las protestas en contra del golpe de Estado del año 2009 y activa militante en la defensa de los bienes comunes de la naturaleza y los derechos indígenas en contra de la construcción de la represa hidroeléctrica Aurora I del municipio de San José, La Paz en la cual tiene vinculación directa la presidenta del Partido Nacional y vicepresidenta del Congreso Nacional, Gladys Aurora López”.
La congresista manifestó que hace “respetuosa solicitud para que no se contamine y divida la familia marcalina ni la familia hondureña con intereses mezquinos que dañan la honorabilidad de las personas a costa del agravio y la confrontación”.

Origen: http://www.clibrehonduras.com/alerta/vicepresidenta-del-congreso-amenaza-con-demandas-ante-pronunciamientos-públicos-y-uso-de

, , , , ,

Deja un comentario

Ambientalista Urquía del COPINH habría sido asesinada con un hacha

Por: Redacción CRITERIO redaccion@criterio.hn De acuerdo a las primeras investigaciones realizadas por equipo médico- científico de Medicina Forense del Ministerio Público (MP), la ambientalista miembra del Consejo Coordinador de Organizaciones Populares e Indígenas (COPINH) habría sido asesinada con un hacha o machete. La información se desprende luego que el cuerpo de la infortunada defensora de […]

Origen: Ambientalista Urquía del COPINH habría sido asesinada con un hacha – CRITERIO

, , ,

Deja un comentario

España condena el asesinato de activista del Copinh

Origen: España condena el asesinato de activista del Copinh – Diario La Tribuna Honduras

, , ,

Deja un comentario

NUEVO ASESINATO DE LÍDER SOCIAL EN EL PAÍS MÁS PELIGROSO PARA DEFENSORES Y DEFENSORAS

Honduras, este país pequeñito que hasta hace poco, muchas personas de lo que llaman primer mundo apenas podían señalar en el mapa, se ha convertido en el país más peligroso para las personas que defienden sus tierras y bienes naturales. El asesinato de Berta hizo que la cifra resplandeciera más, el dato supera los cien activistas del medio ambiente asesinados, facilitado la caracterización del país como el más violento para los dirigentes comunitarios por la organización Global Witness. En este contexto fue asesinada esta semana Lesbia Yaneth Urquía.

Lesbia formaba parte de las bases del Consejo Indígena de Organizaciones Indígenas y Populares de Honduras (Copinh), madre de dos hijas y un hijo, fue asesinada a machetazos en el municipio de Marcala, La Paz.

En este departamento existe una fuerte resistencia contra proyectos hidroeléctricos, especialmente tres represas que el esposo de la vicepresidenta del Congreso Nacional. Gladys Aurora López ha instalado sobre sus ríos. La Policía Nacional ha dicho que el primer móvil del asesinato es asalto, pues la bicicleta en la que ella se transportaba fue robada.

En 2009, durante el gobierno de Roberto Micheletti se aprobaron 111 concesiones de ríos para represas hidroeléctricas. El gobierno actual pretende que la matriz energética llegue a ser 30% con base en combustibles fósiles y el 70% renovable. Sin embargo se ha declarado incapaz de invertir para que la producción sea estatal y ha creado todo un marco jurídico para facilitar a empresarios nacionales y trasnacionales la generación de energía limpia.

Organizaciones como Copinh, que Berta fundó y lideró hasta el día de su asesinato, sostiene que las comunidades, especialmente las indígenas y afrodescendientes, no han sido consultadas en ese proceso y se ha generado una conflictividad que ha llevado a cientos de asesinatos, convirtiendo a Honduras ya no solo en un país violento en general, sino en el país más violento para quienes defienden la naturaleza.

“El asesinato de la Lesbia Yaneth se da suspicazmente en el marco de un proceso de consulta llevado a cabo por el gobierno de Honduras acerca de la aprobación del proyecto de ley de reglamentación del mecanismo de la Consulta Previa, Libre e informada a la que tenemos derecho las comunidades indígenas amparadas en la legitimidad de nuestra historia y el convenio 169 de la Organización Internacional del Trabajo (OIT), estas reuniones en las que el gobierno pretende impulsar su propuesta de ley se reealizaron en el municipio de Marcala los días 4 y 5 de julio.

Este asesinato se produce a 4 meses y 4 días del asesinato, Berta Isabel Cáceres Flores, y nos confirma la puesta en marcha de un plan para desaparecer a quienes defendemos los bienes comunes de la naturaleza, organizados en el Copinh”, dicta un comunicado de esta organización.

La vicepresidenta del Congreso, Gladys Aurora dijo en conferencia de prensa que procederá legalmente contra quienes la acusan por este asesinato y el conflicto en la zona.

https://www.facebook.com/plugins/video.php?wmode=transparent&href=https%3A%2F%2Fwww.facebook.com%2FHondurasTierraLibreInternacional%2Fvideos%2F1085330431533167%2F&show_text=1&width=560

Impacto internacional

El partido de izquierda en España, PODEMOS, expresó en un comunicado “condenamos el asesinato de Lesbia Janeth y nuestra repulsa de este tipo de situaciones que, lamentablemente, se han repetido en Honduras en los últimos años y especialmente desde el Golpe de Estado del 2009.

Es fundamental que el gobierno hondureño tome las medidas necesarias para terminar con el clima de impunidad en que se producen estos asesinatos”.

A la condena de este asesinato también se unió el M4, “desde nuestras Redes y Movimientos en México y Mesoamérica condenamos que estos hechos se sigan repitiendo, sin que el gobierno hondureño muestre la capacidad para garantizar la seguridad de los integrantes del COPINH y las organizaciones que defienden los derechos indígenas y de la madre tierra en ese país.

Condenamos también la falta de transparencia en las investigaciones del asesinato de la compañera Berta Cáceres y la negativa del gobierno hondureño en que se conforme un grupo de investigaciones independiente para este caso”.

El llamado de atención por parte de la comunidad internacional ha presionado al Estado de Honduras a dar, al menos, luces de justicia en el caso de Berta Cáceres principalmente, como también el caso de tantos y tantas defensoras amenazadas en el territorio.

Hoy, en entrevista exclusiva para Cholusat Sur, el Secretario de Estado en el Despacho de Seguridad Julián Pacheco Tinoco, aceptó la responsabilidad del Estado en el asesinato de Cáceres. Dijo: “teníamos la responsabilidad de protegerla y se falló en eso. Cometimos varios errores, falló el seguimiento, falló la coordinación, es un problema que tenemos que corregir”.

Esto en el marco de una ley que se impulsa en Estados Unidos para reducir apoyos económicos a Honduras mientras persista la impunidad en este caso. La ley se llama ““Proyecto de Ley Berta Cáceres sobre los Derechos Humanos en Honduras”, fue introducido por un grupo de cinco demócratas, encabezados por Georgia Hank Johnson.

La iniciativa propone que la asistencia sólo pueda reanudarse una vez que el Departamento de Estado verifique que el gobierno hondureño sancione a los responsables de los asesinatos de Berta Cáceres y de otro centenar de activistas en el valle Aguán.

Además que se sancione a policías y militares acusados de violar derechos humanos y exima a las fuerzas armadas de labores policiales.

“Se ha establecido de manera amplia que la policía hondureña es profundamente corrupta y comete con impunidad violaciones a los derechos humanos, incluyendo tortura, violación, detención ilegal, y asesinato”, establece el documento en la sección dos.

Un mensaje para los luchadores y luchadoras 

El coordinador de Copinh, Tomás Gómez expresó en Radio Progreso que el asesinato de Lesbia “es un mensaje más para decirle a los luchadores que no sigan porque viene fuertemente el monstruo con las uñas agarrando todo lo que se le pone por delante. Y que es capaz de asesinar, intimidar, destruir a los humanos”.

Gómez asegura que la funcionaria Gladys Aurora López la intimidó en varias ocasiones para que no se organizara en Copinh. “Nosotros no tenemos confianza en las investigaciones del gobierno porque ellos no van a decir nada que afecte a la administración pública ni a la empresa privada”, dijo.

Por su parte, Martin López, del Movimiento Indígena de La Paz en Honduras (Milpah), dijo que en la actualidad la lucha más fuerte  en su departamento es con la ley de ordenamiento territorial que no contempla la propiedad comunitaria, y la instalación de hidroeléctricas en sus ríos. “En este momento se está haciendo una socialización de la ley de consulta, pero nosotros creemos que ésta debe ir acompañada de la derogación de la ley de concesiones mineras e hidroeléctricas.

El primer autor intelectual es el presidente de la república porque vende los bienes comunes, después vienen las empresas trasnacionales, nacionales y algunos activistas del partido en el poder como Gladys aurora y su esposa. Hay un proceso de selección para asesinar a los líderes”, dijo.

En este contexto, la sangre de quienes defienden a Honduras de las garras del capital extranjero se derrama bajo el fantasma de la persecución e impunidad.

VEA EL CASO DE LA PAZ PARA EL DOCUMENTAL GUARDIANA DE LOS RÍOS

Origen: http://radioprogresohn.net/index.php/comunicaciones/noticias/item/3018-nuevo-asesinato-de-l%C3%ADder-social-en-el-pa%C3%ADs-más-peligroso-para-defensores-y-defensoras

, , , , ,

Deja un comentario

Reacciona Gladys López ante el asesinato de Lesbia Urquía

El Consejo Cívico de Organizaciones Populares e Indígenas de Honduras (Copinh) emitió un comunicado mencionando a Gladys López

Origen: Reacciona Gladys López ante el asesinato de Lesbia Urquía – Tiempo.hn | Noticias de última hora y sucesos de Honduras. Deportes, Ciencia y Entretenimiento en general.

, , ,

Deja un comentario

Gobierno cree que por robarle bici asesinaron a líder de COPINH

Autoridades de la Policía Nacional de Honduras, informaron hoy jueves que la muerte de la activista

Origen: Gobierno cree que por robarle bici asesinaron a líder de COPINH – NotiBomba

, , ,

Deja un comentario

UNA VIDA MÁS QUE SE APAGA

El día de ayer (6 de julio), las redes sociales reventaron en denuncia tras conocerse que en una comunidad conocida como Mata Mulas en Marcala en el departamento de La Paz, se había encontrado sin vida el cuerpo de Lesbia Yaneth Urquía Urquía, militante del COPINH. Urquía, de 49 años, dos hijas y un hijo, […]

Origen: http://elpulso.hn/una-vida-mas-que-se-apaga/

, ,

Deja un comentario