Deportados vía terrestre cuenta horrores vive en ruta migratoria

Feb 28, 2014

Con sus rostros curtidos, cansados del recurrido y con los cordones de los zapatos en manos, llegan cientos de hombre y mujeres cada día a la frontera entre Honduras y Guatemala, más conocida como Corinto, en el municipio de Omoa, Cortés.

En promedio 3 buses diarios llegan a la sede de la Cruz Roja de la zona, donde reciben los primeros auxilios o simplemente una bolsa de agua, una galleta y una sonrisa de los voluntarios de esta institución. Precisamente estos migrantes vienen deportados desde Tapachula, México, donde son detenido por las autoridades de migración.

En Honduras más de treinta mil migrantes fueron deportados únicamente vía terrestre durante el 2013. A este dato se suman los migrantes deportados vía aérea que suman otros 30 mil.

Desde que los migrantes bajan de los buses que los traen del territorio mexicano, sus rostro reflejan el sufrimiento vivido en la ruta migratoria. En conversaciones expresaron los abusos que sufrieron al intentar buscar mejores condiciones de vida para ellos y sus familias. Con lágrimas en sus ojos cuentan los horrores que se viven arriba de los trenes, los abusos policiales, las extorciones y hasta secuestros de las bandas criminales.

Un grupo de seis jóvenes procedente de Tegucigalpa, quienes partieron del país con la ilusión de llegar a Estados Unidos para poder ayudar a sus familias, nos contó que durante su recorrido en los trenes, fueron sorprendidos por la miembros de la agrupación “Los Zetas”, quienes comenzaron a pedir a cada uno de los migrantes cien dólares para seguir su recorrido, de lo contario serían asesinados.

Nerviosa y con lagrimas, una de estas jóvenes dijo que al ver como asesinaron a dos migrantes y violaron a otra mujer, decidieron integrarse a migración para retornar al país. “Yo no vuelvo por ese camino. Tenía mucha esperanza en llegar a Estados Unidos, donde pediría ayuda a un familiar. Yo tengo dos niños, uno de 5 y otro de 7, precisamente con  el dinero de los útiles escolares salí de Tegucigalpa esperando que Dios me ayudará a llegar al norte. Pero todo lo vivido me hizo ver que mejor pobres en mi país y no ir a morir allá”, dijo esta joven mujer.

Así como este testimonio muchos se repiten en esta frontera, donde cada minuto salen decenas de hondureños y hondureñas ante la pobreza y violencia que se viven en el país. Muchos de los migrantes con suerte pueden pagar “coyotes” para cruz frontera, otros miles son detenidos por la migra y retornados a su país, pero están los cientos que mueren a manos de las condiciones del camino y los abusos de las bandas criminales y los mismo policías.

De acuerdo al director de Casa Alianza en Honduras, José Guadalupe Rueda, unos ocho mil menores de edad emigran anualmente de este país centroamericano en calidad de indocumentados. La violencia es la primera causa para los niños y niñas emigren del país.

Ruel reconoció que la emigración a nivel centroamericano “ha ido en incremento”, sobre todo en el denominado triángulo norte (El Salvador, Guatemala y Honduras)

Y es que precisamente esta organización asegura que la niñez, adolescencia y juventud de Honduras, y en especial la que se encuentra en desamparo en las calles y exclusión social afrontan desde hace mucho tiempo una escalada de violencia que les afecta en su vida y bienestar, lo que los obliga abandonar el país.

Fuente: http://radioprogresohn.net/index.php/comunicaciones/noticias/item/765-deportados-v%C3%ADa-terrestre-cuenta-horrores-vive-en-ruta-migratoria

, ,

  1. Deja un comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: